Volkswagen gana un 9,5% menos en el trimestre por unos extraordinarios negativos de 1.000 millones

Tres de cada cuatro personas, dispuestas a compartir la titularidad de un vehículo, según Volkswagen
VOLKSWAGEN - Archivo
Actualizado 02/05/2019 10:24:07 CET

WOLFSBURG (ALEMANIA), 2 May. (EUROPA PRESS) -

El grupo automovilístico alemán Volkswagen contabilizó un beneficio neto atribuido de 2.912 millones de euros en los tres primeros meses del año actual, lo que supone una disminución del 9,5% si se compara con el mismo trimestre del ejercicio pasado, cuando ganó 3.221 millones de euros.

Según informó la empresa, los resultados trimestrales se vieron afectados de forma negativa por un impacto extraordinario de 1.000 millones de euros vinculado con el caso del software que alteraba las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) de algunos vehículos diésel del consorcio germano.

La empresa indicó que durante los tres primeros meses del año actual la evolución del negocio también tuvo que hacer frente a una reducción de sus matriculaciones, que fue compensada por un 'mix' de producto más competitivo y por un mayor rendimiento de la división financiera.

El director financiero de la multinacional automovilística, Frank Witter, destacó que la compañía registró un "buen inicio" de año y subrayó que las medidas financieras tomadas tuvieron un efecto positivo sobre el beneficio operativo. "Estamos también afrontando retos en relación con el incremento de los riesgos económicos globales. Sin embargo, mantenemos nuestros objetivos para 2019", añadió.

El grupo Volkswagen contabilizó una cifra de negocio de 60.012 millones de euros entre enero y marzo de este año, un 3,1% de crecimiento si se compara con el volumen de ingresos de 58.228 millones de euros registrado durante el mismo período del año precedente.

Además, la compañía finalizó el primer trimestre con un beneficio operativo de 3.868 millones de euros, un 8,2% menos, al tiempo que sus matriculaciones mundiales se situaron en 2,6 millones de unidades, lo que representa una caída del 2,8%.

La multinacional alemana fabricó un total de 2,65 millones de vehículos en todo el mundo en los tres primeros meses del ejercicio actual, un 2,6% de retroceso respecto a los 2,72 millones de unidades ensamblados en 2018, al tiempo que su plantilla mundial creció un 0,1% en el período, hasta 665.300 personas.

MARCAS

La firma española Seat cerró el trimestre con un beneficio operativo de 89 millones de euros, lo que supone una progresión del 5,5% respecto a los 85 millones de euros que ganó en dicho período del año previo, mientras que su facturación fue de 3.053 millones de euros, un 9,7% más.

La marca Volkswagen, por su parte, ganó un 4,7% más, hasta 921 millones de euros, mientras que sus ingresos se situaron en 21.538 millones de euros, un 7% más, al tiempo que Audi registró un beneficio neto de 1.100 millones de euros, un 15% menos, y una facturación de 13.812 millones de euros, un 9,8% menos.

Las ganancias de Skoda bajaron un 6,1% hasta marzo, con 410 millones de euros, y su cifra de negocio fue de 4.920 millones de euros, un 8,2% más, mientras que la marca Porsche ganó un 11,7% menos, hasta 829 millones, e ingresó un 3,9% menos, con 5.224 millones de euros.

Por su parte, la británica Bentley salió de pérdidas en el trimestre, con unos 'números negros' de 49 millones de euros y una facturación de 456 millones (+29,9%), y Volkswagen Vehículos Comerciales mejoró su resultado trimestral, hasta 291 millones, un 29,9% más, y un 11,8% sus ingresos, hasta 3.294 millones.

La sueca Scania obtuvo un beneficio operativo hasta marzo de 370 millones de euros, un 23% más, y un volumen de negocio de 3.350 millones, un 10,5% más, mientras que MAN ganó 115 millones, un 8,5% más, e ingresó un 7,8% más, hasta 2.988 millones. La división financiera contabilizó un beneficio operativo de 638 millones, un 4,9% más, y una cifra de negocio de 8.706 millones, un 8,8% más.

De cara al cierre del ejercicio actual, el consorcio Volkswagen mantiene sus objetivos, de forma que estima mejorar "ligeramente" sus matriculaciones mundiales, a pesar de la complicada situación del mercado.

La empresa indicó que las dificultades aumentarán en lo que resta de año por el incremento de la competencia, así como por la volatilidad del tipo de cambio de las divisas y por los estrictos requisitos vinculados con el ciclo de homologación WLTP. En este entorno, la compañía contempla una progresión máxima del 5% en sus ingresos, mientras que el retorno operativo sobre ventas bajará respecto al de 2018.

Contador

Para leer más