Actualizado 22/07/2014 14:40 CET

Citröen incrementa la seguridad de su modelo Nemo

CITRÖEN NEMO
Foto: CITRÖEN

MADRID, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El Citroën Nemo mejora su equipamiento de seguridad incorporando, de serie en todas sus versiones, los dispositivos ESP+ASR, dotando al conductor de un mayor dominio y seguridad en el coche.

   Entre sus ventajas, el control electrónico de estabilidad (ESN) permite al usuario mantener la trayectoria marcada por él al volante y reducir los siniestros. En el caso del control electrónico de tracción (ASR), con su función antiadherencia, asegura al conductor el control del vehículo en situaciones complicadas, como al arrancar, acelerar o la adherencia precaria.

   Además, en el acabado XTR Plus añade, desde ahora, el sistema de control de tracción inteligente (CTI), una función que facilita una motricidad más eficaz sobre calzadas en mal estado. Este sistema detecta situaciones de adherencia precaria, evitando el deslizamiento de las ruedas y facilitado que el vehículo continúe su marcha.

   El CTI sustituye, por tanto, a la función antipatinamiento, ASR, y transfiere la fuerza motriz a la rueda que tiene un mayor contacto con el suelo para optimizar la capacidad de tracción y así poder seguir la trayectoria.

   En las versiones Multispace, el Citroën Nemo dispone además, del detector de neumáticos poco inflados, un sistema de detección directa en el que cada rueda va equipada con un sensor de presión. Así, en caso de pinchazo o pérdida de aire, el conductor recibe la información de cuál es la rueda afectada.

Para leer más