Aniacam pide una continuidad de dos años del PIVE

Publicado 18/12/2013 15:30:06CET
- ANIACAM

MADRID, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación Nacional de Importadores de Automóviles, Camiones, Autobuses y Motocicletas (Aniacam), Germán López Madrid, ha solicitado al Gobierno que mantenga los incentivos a la compra de automóviles a cambio de achatarrar uno antiguo, bajo el Plan PIVE, hasta dentro de un período de dos años, que es cuando se estima que la edad media del parque automovilístico español se reduzca hasta los niveles europeos.

López Madrid, que hizo estas declaraciones en el encuentro navideño con la prensa, señaló que la antigüedad media del parque automovilístico español se sitúa en la actualidad en alrededor de 9,8 años, lo que supone un fuerte incremento en comparación con los 8,4 años de media registrados en 2007, antes de la crisis económica, y respecto a la media europea, de 8,2 años.

Por ello, abogó por el mantenimiento del Plan PIVE durante un período de al menos dos años, con el fin de volver a recuperar los niveles de antigüedad media del parque nacional de antes de la crisis económica, con unas cifras de en torno a 8,4 ó 8,5 años, lo que, en su opinión, es algo "bastante razonable".

El también presidente de Volvo España aseguró que, desde su entrada en vigor, el Plan PIVE ha tenido efectos beneficiosos para el medio ambiente y para la seguridad vial, al sustituir coches antiguos por otros modernos, así como sobre el rejuvenecimiento del parque automovilístico nacional. Además, resaltó que esta iniciativa tiene efectos positivos para las arcas públicas, por la mayor recaudación, y también para el consumidor final, que se beneficia de precios más bajos de compra.

En cuanto a la continuidad de este tipo de medidas, López Madrid se mostró "optimista", ya que aseguró que existe voluntad por parte del Gobierno de mantener el Plan PIVE en condiciones similares al actual, aunque señaló que se está buscando la partida presupuestaria necesaria e indicó que por el momento no hay nada cerrado.

El máximo responsable de Aniacam, que solicitó al Gobierno que anuncie antes de final de año la prórroga de este programa, afirmó que de no haber existido esta iniciativa, en 2013, las matriculaciones de automóviles en España cerrarían el año con una caída del 12%, en lugar del crecimiento de hasta el 3% estimado. Para 2014, su previsión es que, si continúa el PIVE, se podrán vender alrededor de 760.000 turismos y todoterrenos.