Publicado 02/02/2021 17:37

Expertos aplauden la pérdida del aforamiento pero critican la pérdida de la inmunidad de los diputados regionales

Imagen del Pleno celebrado este miércoles en la Asamblea
Imagen del Pleno celebrado este miércoles en la Asamblea - ASAMBLEA REGIONAL - Archivo

El profesor de Derecho Constitucional de la UMU, Francisco García, piensa que sería mejor una "reforma especial de la inmunidad parlamentaria" en el Estatuto de Autonomía que su supresión

MURCIA, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

Tras varios retrasos, la reforma del Estatuto de Autonomía de la Región de Murcia verá la luz este próximo miércoles en la votación que tiene previsto llevar a cabo el Senado. La cita estaba programada para este martes, pero ante la posibilidad de que se retrasara más allá del toque de queda, se ha decidido pasarla a primera hora del miércoles.

Entre las principales reformas que prevé el nuevo estatuto está la eliminación de los aforamientos y la inmunidad de los miembros del Consejo de Gobierno y los diputados de la Asamblea Regional. La reforma del Estatuto de Autonomía que suprimirá los privilegios jurídicos de los dirigentes autonómicos se ratificará en el pleno de la Cámara Alta. Su camino legislativo comenzaba en el año 2017 en la Asamblea Regional, debería haber sido un trámite parlamentario resuelto por las Cortes en apenas unos meses y, sin embargo, será aprobado y completado cuatro años después, en el día límite a la expiración del plazo de vencimiento legal.

En este sentido, el profesor de Derecho Constitucional de la Universidad de Murcia (UMU), Francisco Manuel García Costa, en declaraciones a Europa Press, ha manifestado que "le parece correcta la supresión de los aforamientos de los diputados, miembros del Consejo del Gobierno y parlamentarios" que está prevista dentro del nuevo Estatuto de Autonomía.

Sin embargo, el profesor García Costa, no ha mostrado entusiasmo "por la pérdida de inmunidad parlamentaria" de los representantes políticos regionales. En su opinión, la eliminación de esta figura es "excesiva" ya que, a su modo de ver, los parlamentarios deberían conservar ese privilegio para "de esta manera, estar protegidos ante cualquier persecución por el hecho de ejercer su cargo".

Al respecto, García Costa ha apuntado que "no conozco ningún parlamento que no tenga este tipo de privilegios ya que ayuda que nuestros representantes puedan hacer buenas leyes". Por lo que, para este experto en Derecho Constitucional, "se debe confiar en los cargos elegidos".

Y es que, según Francisco García, "los propios promotores de esta reforma ya intentaron parar este asunto de alguna manera" aunque, para el profesor de la UMU "habrá una segunda oportunidad para enmendar esta cuestión ya que, esta reforma parcial es sobre el Estatuto de Autonomía de 1982" y ha añadido que "en paralelo se está tramitando la reforma total del Estatuto de Autonomía que fue aprobada en 2019 por la Asamblea Regional". Por lo que, según ha señalado García Costa, "ahí se podría solucionar este aspecto".

El docente de la UMU ha aseverado que sería mejor "una reforma especial de los aforamientos tal y como promovió, en su momento, el Gobierno Central". Según García Costa, esta iniciativa haría que "los cargos públicos fueran juzgados según la naturaleza de su investigación". De este modo, los diputados, parlamentarios o miembros del Consejo de Gobierno pudieran ser juzgados por uno u otro tribunal dependiendo de si su delito es cometido en el ámbito de su actividad política o pública o está dentro de su esfera como ciudadano.

Finalmente, en cuanto al retraso, García Costa ha señalado a varias cuestiones como "el propio trámite del Estatuto de Autonomía en las Cortes que es bastante alargado en el tiempo", así como" la rápida supresión de la duodécima y decimotercera legislatura" lo que ha hecho que esta reforma se retrasara.

Y es que, en este aspecto, este miércoles es el último día posible en el que pueda entrar a trámite en las Cortes españolas, la reforma o no del Estatuto de Autonomía de la Región de Murcia.

Más información