La campaña de Ciudadanos en Andalucía se focalizará en Sevilla, Málaga y Cádiz

En Sevilla, acto público del presidente de Ciudadanos (Cs), Albert Rivera, para
Eduardo Briones - Europa Press - Archivo
Publicado 11/11/2018 11:14:37CET

Rivera, Arrimadas, Marín e Imbroda serán los cuatro activos principales para atraer el voto de los andaluces

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

La campaña de Ciudadanos para las elecciones autonómicas del próximo 2 de diciembre en Andalucía se focalizará en las provincias de Málaga --donde se dará el pistoletazo de salida el próximo jueves--, Cádiz y Sevilla, ciudad elegida para el acto de cierre del 30 de noviembre.

Andalucía es una de las comunidades donde más han aumentado los afiliados y simpatizantes de Cs, y ese crecimiento ha sido especialmente notable en Cádiz y Málaga, según la dirección de la formación naranja.

En marzo de 2015, cuando se celebraron las anteriores elecciones autonómicas, Ciudadanos contaba con 1.400 militantes en Andalucía, mientras que en septiembre de 2018 tenía 26.000 inscritos, de los cuales 6.000 eran afiliados y el resto simpatizantes.

Los principales rostros de esta campaña serán el presidente del partido, Albert Rivera, la portavoz de la Ejecutiva nacional y líder de la oposición en Cataluña, Inés Arrimadas, el candidato a la Junta, Juan Marín, y el cabeza de lista por Málaga, Javier Imbroda.

Además, participarán los demás candidatos provinciales, otros dirigentes nacionales y líderes del partido en otras comunidades autónomas.

Aunque Marín será la "punta de lanza", quieren hacer una "campaña de equipo", y por eso Rivera y Arrimadas estarán "permanentemente involucrados" en la misma, según explican desde la dirección de Cs, que también potenciará a Imbroda por ser un candidato con "mucho tirón". Es "muy respetado y querido en Málaga", aseguran.

EN CS, LOS LÍDERES NACIONALES SON UN ACTIVO

En cuanto a Arrimadas, la ven como un activo importante por sus orígenes andaluces --nació en Jerez de la Frontera-- y porque es quien ha logrado vencer en las urnas a los partidos nacionalistas en Cataluña.

La idea es que Rivera visite las ocho provincias, pero dependerá de cómo evolucione la lesión que se hizo recientemente jugando al tenis, que ya le impidió acudir a un acto electoral en Málaga el pasado 3 de noviembre. Ese fue el primer gran acto de la precampaña, y el siguiente se celebra este domingo en Granada.

En la formación naranja creen que la presencia destacada de Rivera y Arrimadas en la campaña andaluza molesta a otros partidos donde no hay buena sintonía entre los candidatos en estas elecciones y los líderes nacionales, como el PSOE o Podemos.

En cuanto al PP, creen que la participación de Pablo Casado no aportará un efecto positivo comparable al de Rivera porque la valoración del líder 'popular' entre los andaluces no es tan buena como la que tiene el presidente de Cs.

ESPERAN SUMAR VOTOS A LO LARGO DE LA CAMPAÑA

En Ciudadanos creen que en estas elecciones la campaña tendrá mucho peso porque las encuestas electorales están muy abiertas y la distancia entre un partido y el siguiente es muy pequeña, y pronostican que la intención de voto a Cs crecerá a medida que se acerque el momento de votar.

Actualmente, la formación naranja es la cuarta fuerza en el Parlamento andaluz, donde tiene ocho diputados --con representación en todas las provincias excepto Jaén--, ya que en los comicios de 2015 obtuvo nueve escaños pero una de sus diputadas ya no forma parte del partido.

Los sondeos que se han publicado prevén que, como mínimo, el 2 de diciembre duplique el número de escaños. Aunque reconocen que por ahora parece que no les darán los números para poder gobernar --podrían superar al PP y quedar en segunda posición, pero también ser la cuarta fuerza--, Cs sostiene que su objetivo es ese y peleará por ello.

Además, insisten en que no volverán a apoyar la investidura de la candidata del PSOE, Susana Díaz, porque 40 años de un mismo partido gobernando "son demasiados". En la campaña apostarán por abrir una nueva etapa de ilusión y de cambio en Andalucía y señalarán que el PP no tiene credibilidad para liderarla porque nunca lo ha hecho.

La dirección del partido naranja no cree que el pacto de investidura que ha mantenido durante más de tres años con el PSOE le vaya a perjudicar en las próximas elecciones porque su electorado "ha entendido muy bien la utilidad de Ciudadanos" en Andalucía, donde ha impulsado medidas como la eliminación del Impuesto de Sucesiones.