Casado admite que el resultado del PP es "muy malo" y pide a Sánchez un Gobierno sin los independentistas

Pablo Casado
JESÚS HELLÍN- EUROPA PRESS
Publicado 29/04/2019 0:53:02CET

Comparece arropado por la dirección nacional, candidatos al Congreso y jóvenes de NNGG, que le brindan un fuerte aplauso

MADRID, 29 Abr. (EUROPA PRESS) -

El líder del PP, Pablo Casado, ha admitido este domingo que el resultado de su partido ha sido "muy malo" --tras perder 3,7 millones de votos y 69 escaños-- y se ha comprometido a trabajar con "la máxima ilusión y responsabilidad" para "recuperar apoyo" ante las próximas elecciones. Dicho esto, ha pedido además al PSOE un Gobierno sin los independentistas.

"Siempre he dicho que el PSOE es un gran partido, clave en la historia reciente de España y espero que, visto el resultado de esta noche, pueda llegar a acuerdos de gobernabilidad sin necesitar a los independentistas. Para el PP lo primero es España y en este caso esperemos que nuestro país esté a la altura de las circunstancias", ha proclamado.

Así se ha pronunciado en una comparecencia sin preguntas en la sede del PP, al filo de la medianoche, rodeado de los miembros de la dirección nacional y candidatos al Congreso. También le esperaban en la sala desde las 23.30 horas más de un centenar de jóvenes de Nuevas Generaciones . Todos ellos han brindado un fuerte aplauso al líder del PP tanto a su llegada como a su salida de la sala de prensa.

"UN PARTIDO QUE SABE ESTAR A LAS DURAS Y LAS MADURAS"

Casado ha abierto su comparecencia recordando que él es "especialista" en comparecer en la sala de prensa del PP en noches electorales "complicadas". "Aquí hay un gran partido que sabe estar a las duras y a las maduras", ha resaltado, para agradecer a los más de cuatro millones de españoles que "siguen confiando en el PP para seguir siendo el partido líder de la oposición y del centro-derecha".

Después, Casado ha felicitado a Pedro Sánchez y al PSOE por su victoria en las elecciones y ha añadido que ya ha tenido la oportunidad de hacerlo por teléfono. Eso sí, ha aprovechado para pedir al Partido Socialista acuerdos de gobernabilidad sin los independentistas. Los socialistas han logrado 123 escaños y sumaría mayoría absoluta con los 57 escaños de Cs.

Casado ha admitido que el resultado del PP es "muy malo" y ha añadido que llevan varias citas electorales perdiendo apoyos. Por eso, ha prometido ponerse a trabajar "con la máxima ilusión y responsabilidad para recuperar ese apoyo y liderando el espacio de centro-derecha".

LAS CONSECUENCIAS DE LA FRAGMENTACIÓN

En su comparecencia, ha alertado de que la fragmentación del espacio de centro-derecha perjudica a los tres partidos en el reparto de escaños y ha añadido que por eso el PP ofreció acuerdos preelectorales. "El tiempo nos ha dado la razón y con esta ley electoral hace que se haya castigado muchísimo la fragmentación y todos los partidos, no solo nosotros, tendrán que hacer un ejercicio de análisis si ha merecido la pena ese enfrentamiento contra el PP, sobre todo los últimos días de campaña, a la luz de los resultados", ha enfatizado.

Casado ha señalado que la campaña ha coincidido con la Semana Santa y a pocas semanas de las municipales y autonómicas, algo que, a su juicio, estaba "bien medido" para que el PSOE pudiera "optimizar" el resultado. Sin embargo, ha defendido la importancia de unirse, de forma que el centro-derecha haga una estrategia de campaña que permita ver a los votantes de este espacio que la fragmentación "solo ha favorecido un Gobierno de Sánchez".

Contador