Actualizado 23/09/2007 15:56 CET

Consejera de Salud de Andalucía ve "histórica" la demanda contra las tabacaleras y cree así a "su estrategia dilatoria"

Asegura que las empresas no quieren llegar al final de este proceso por "temor a una reacción en cadena en todos los países europeos"

SEVILLA, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Salud de la Junta de Andalucía, María Jesús Montero, calificó hoy de "histórica" la demanda que la Junta presentó el pasado día 20 ante la Audiencia Nacional contra seis empresas tabacaleras por los gastos sanitarios de 135 pacientes víctimas del tabaquismo, una demanda, que según Montero "responde a la estrategia dilatoria mantenida por las multinacionales", en la que se incluye también al Estado como responsable solidario, al ser el titular del monopolio del tabaco hasta 1998.

En declaraciones a Europa Press, Montero explicó que se trata de un proceso muy largo debido a que a las empresas tabacaleras "no les interesa llegar hasta el final y tratan de poner trabas y evitar que los tribunales se pronuncien por temor a la reacción en cadena que se podría originar si los jueces dan la razón a la Junta, al ser España el primer país de la Comunidad Europea que inicia un proceso así".

En este sentido, la consejera de Salud insistió en resaltar lo "histórico de esta demanda", al tiempo que explicó que la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda a sus países miembros que reclamen los gastos derivados de las enfermedades originadas por el tabaco.

Montero recordó que la denuncia incluye al Estado "ante la imposibilidad de continuar con el proceso" en caso contrario. No obstante, no desaprovechó la oportunidad de resaltar que ya en 2002, la Junta se dirigió al Gobierno de José María Aznar (PP) y a la entonces ministra de Salud, la malagueña Celia Villalobos, para proponerles que el Gobierno se sumase a la denuncia de Andalucía contra las tabacaleras, algo "que Villalobos rehusó".

ANTECEDENTES.

En un comunicado, la Consejería de Salud informó de que la demanda presentada el pasado jueves es el siguiente paso después de que, el mes de julio de 2006, la Junta presentara ante la Audiencia Nacional el requerimiento para iniciar el proceso por esta vía, una vez que la Audiencia Provincial de Madrid ratificara la decisión del Juzgado número 68 de Primera Instancia, que instaba a la inclusión del Estado en la demanda por su posible responsabilidad patrimonial en la comercialización del tabaco, debido al monopolio que tuvo hasta 1998.

Pese a ello, la Junta llegó a presentar un recurso en el que argumentaba la validez de la demanda en la vía civil --presentada inicialmente--, al señalar que el hecho de que el Estado ejerciera en la actividad tabaquera un monopolio de carácter fiscal o recaudatorio no implicaba el monopolio de fabricación ni la distribución de las cajetillas de cigarrillos.

Según la Junta, la demanda presentada ahora por la jurisdicción contencioso-administrativa incluye algunas novedades que vienen a "reforzar las tesis" sostenidas por el Gobierno andaluz sobre la manipulación de las sustancias adictivas que se añaden al tabaco. Así, se añaden documentos de relevancia internacional sobre la composición y estructura de los cigarrillos, los daños del tabaquismo pasivo sobre la salud o las estrategias de las industrias tabaqueras para captar población juvenil.

La Junta de Andalucía fue, en febrero de 2002, la primera administración europea en demandar a las compañías tabaqueras por el coste sanitario relacionado con las enfermedades asociadas al tabaquismo. Las empresas demandadas por la Junta son British American Tobacco, Cita, Altadis, Tobacco Canary Island, Philip Morris Spain y JT Internacional, que controlan más del 90% del mercado de producción y distribución del tabaco en Andalucía.

Esta demanda, en la que se reclaman 1,7 millones de euros, se basa en el gasto generado por los ingresos hospitalarios de 135 pacientes víctimas del tabaquismo, en el tratamiento de cardiopatía isquémica, cáncer de pulmón y enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

Como base argumental, el Gobierno de Andalucía dispone de las historias clínicas de pacientes andaluces diagnosticados de infarto de miocardio, cáncer de pulmón y enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Asimismo, también se presentan los resultados de los estudios analíticos realizados para conocer la composición del tabaco, que demuestran de manera irrefutable que los cigarrillos contienen elementos no declarados por las compañías tabaqueras, entre ellos el amoniaco, cuyo objetivo es incrementar la adicción de los fumadores.

Lo más leído

  1. 1

    Detenida una mujer tras cortar una cuerda de sujeción de un operario a una altura de 13 plantas

  2. 2

    Primera querella contra Illa tras salir de Sanidad, por homicidio, lesiones y prevaricación en su gestión de la pandemia

  3. 3

    La reacción de Francisco Rivera a los insultos de "chulo" y "prepotente" por parte de Isabel Pantoja

  4. 4

    Disney+ retira Peter Pan, Dumbo o El libro de la selva de su catálogo infantil por racistas

  5. 5

    El coronel Sánchez Corbí, que fue cesado por Marlaska como jefe de la UCO, deja la Guardia Civil por la empresa privada