La crisis política de Cataluña, a debate el martes en el Congreso

León del Congreso
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 24/06/2018 11:00:14CET

MADRID, 24 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Congreso de los Diputados debatirá este martes dos iniciativas totalmente antagónicas sobre la crisis política en Cataluña: por un lado, una moción del PP con sus 'recetas' para combatir el independentismo catalán, y, por otro, un texto de ERC que apuesta por el diálogo pero, eso sí, "sin condiciones".

Precisamente el debate y la votación de sendas propuestas tendrá lugar una semana después de que el PP, el PSOE y Ciudadanos acordaran un texto de una proposición no de ley en defensa de la unidad de España y en contra los referendos secesionistas.

RETIRADA DE LAZOS AMARILLOS Y CIERRE DE 'EMBAJADAS'

En concreto, el PP reclama la retirada de los lazos amarillos de los espacios públicos, el cierre de las llamadas 'embajadas' catalanas y la condena "firme" de las actuaciones de los autodenominados Comités de Defensa de la República (CDR), entre otras medidas.

En su iniciativa, que es consecuencia de la interpelación el pasado miércoles a la ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, el PP defiende que las propuestas de "ruptura" de la unidad de España han de ser "firmemente repelidas" por las fuerzas constitucionalistas "en aplicación de la legalidad, preservando la estabilidad, impulsando la recuperación económica y restaurando la convivencia en Cataluña".

Para ese fin, exige al Gobierno medidas "inmediatas" para impedir el destino de fondos públicos a la Generalitat a fines distintos del interés general y, en particular, establecer un control "reforzado" de las cuentas catalanes y del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) en Cataluña.

Además, pide el cierre de las 'embajadas' catalanas y la "desarticulación" del Diplocat; la condena de cualquier tipo de declaraciones "xenófobas, discriminatorias e injuriosas" de las autoridades autonómicas --en referencia velada a las realizadas en el pasado por el actual presidente, Quim Torra--; y el uso de los medios públicos catalanes --TV3 y Catalunya Radio-- para difundir mensajes en contra de las instituciones españoles o de carácter "discriminatorio".

CONTRA LOS 'BOICOTS' AL REY

Asimismo, los 'populares' reclaman la retirada de símbolos independentistas (lazos amarillos, fotos de presos, pancartas...) en las instituciones y espacios públicos, la condena "firme" de cualquier actuación de los CDR, la defensa de las instituciones del Estado en Cataluña y, singularmente, de la Monarquía.

El principal partido de la oposición quiere frenar, además, "presiones" sobre los jueces para que se produzca el acercamiento a Cataluña de los presos del procés y evitar el tratamiento "diferenciado" de éstos respecto del resto de reos, y busca también el "firme compromiso" del Ejecutivo de "no hacer concesiones bilaterales" a los separatistas que supongan "ningún tipo de agravio o discriminación" respecto a otros ciudadanos españoles.

HABLAR SIN LÍNEAS ROJAS

De su lado, ERC que también interpeló en la misma sesión a Batet ha registrado una moción emplazando al Gobierno a establecer un diálogo bilateral con el Ejecutivo de Quim Torra "sin condiciones ni renuncias", con el objetivo de "alcanzar una resolución democrática al conflicto existente entre el Reino de España y Cataluña", según reza su contenido.

En su 'duelo' con la nueva titular de Política Territorial , Tardà ya subrayó la necesidad de buscar una solución al problema catalán impulsando un diálogo con el Govern en el que las partes asuman que se puede hablar de todo, sin líneas rojas. "No se pueden poner puertas al campo", viene defendiendo el independentista catalán, tampoco en lo que se refiere a la reclamación de la independencia para Cataluña