Actualizado 27/07/2007 19:37 CET

EB afirma que apoyó al PSE para "romper los dos frentes" y para que Agirre tuviera "un nuevo espacio para el encuentro"

Asegura que la decisión se coordinó entre las presidencias de EB de Alava y de Euskadi

VITORIA, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

El juntero de EB por Alava, José Miguel Fernández, reiteró hoy que su actuación de ayer, al apoyar al candidato del PSE a la Diputación Foral de Alava, fue para "romper los dos frentes existentes" (nacionalismo contra constitucionalismo) y añadió que, de este modo, ahora el nuevo diputado general de Alava Xabier Agirre, tiene "un espacio nuevo para el encuentro".

En una rueda de prensa en Vitoria un día después del pleno de elección del diputado general, Fernández informó de su deseo de lograr la estabilidad en las instituciones y dijo que "gracias a la acción de EB ese futuro hoy es posible".

Asimismo, anunció que "trabajarán por el consenso y la transversalidad hacia la izquierda, en el sentido de que desean "ampliar el tripartito a más partidos para garantizar la estabilidad".

Respecto a la posibilidad de que PNV cuente con ellos para formar el Gobierno de Alava, no lo vio como algo imposible pero dijo que su partido "deberá consensuar un programa". Sobre las palabras de hoy de Agirre, acusándoles de "deslealtad", dijo que EB "es independiente" y que "sólo se debe a su programa", por lo que no se considera desleal y aseguró que actuó "de buena fe".

Preguntado sobre si la decisión se tomó en Alava de forma independiente, dijo que se coordinó entre las presidencia de la Ejecutiva alavesa y de Euskadi, por lo que contaba con el aval del coordinador general de EB, Javier Madrazo.

En este sentido, reiteró que dijeron que apoyarían al candidato nacionalista si se lograba un acuerdo con el PSE, que finalmente no fue posible. "Si no hubiéramos hecho eso podría haber habido un acuerdo entre PP y PSE", manifestó.

En cuanto a las palabras de hoy del lehendakari, Juan José Ibarretxe, quien declaró que son "PNV y EA los que fundamentalmente deben liderar un proceso para recuperar la confianza en la política", recordó que "nadie habló de ruptura del tripartito cuando EB fue excluida de las diputaciones de Gipuzkoa y Bizkaia".

Respecto a por qué actuó de forma diferente a Aralar, su compañero de coalición en las últimas elecciones, reiteró su independencia con respecto a otras formaciones y dijo que EB "no actúa por sillones sino por programa".