Economía/Legal.- Las insolvencias de constructoras crecen un 147% durante el primer trimestre, según Euler Hermes

Actualizado 09/04/2008 17:18:18 CET

MADRID, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

Las insolvencias de empresas constructoras aumentaron un 147% durante el primer trimestre de 2008 respecto al mismo periodo del año anterior. Desde enero, los juzgados españoles admitieron a trámite 119 concursos de empresas del sector de la construcción o promoción inmobiliaria frente a los 48 casos registrados en 2007, según los datos publicados en el BOE y recogidos por Euler Hermes.

Esto significa que este sector lidera el ranking de las insolvencias empresariales con un 34% del total. Las insolvencias empresariales totales aumentaron un 66% durante el primer trimestre de 2008 respecto al mismo periodo del año anterior.

Desde enero, los juzgados españoles han admitido a trámite 397 concursos de los que 349 corresponden a empresas. Durante los tres primeros meses de 2007 se registraron 209.

Las insolvencias en la construcción afectaron principalmente a las empresas de tamaño medio grande. En la lista de las principales insolvencias figuran compañías como Seop (433 millones de euros de facturación), Cosmani y Labaro Grupo Inmobiliario (90 millones de facturación) o Jale (50 millones de facturación).

Mientras que en los primeros tres meses de 2007 el 5% de las suspensiones de pagos correspondían a empresas cuya facturación superaba los 10 millones de euros de facturación. En lo que va de 2008 el porcentaje asciende al 28%.

Según datos de Euler Hermes, hay más de 2.500 empleos fijos afectados directamente por estos concursos. Sin embargo y según cálculos de los sindicatos, peligran 10.000 puestos de trabajo de la plantilla pertenecientes a empresas subcontratadas o por contratos por obra y servicio.

Por regiones, las que registran un mayor número de insolvencias son Madrid, Cataluña, Comunidad Valenciana y Andalucía. En estas dos últimas las insolvencias se han disparado a causa de las empresas dedicadas a la segunda vivienda.

El incremento en relación con el mismo periodo del año pasado ha sido del 195% en la Comunidad Valenciana, y de un 330% en Andalucía. El denominador común de todas es el peso de las suspensiones de pagos en negocios relacionados con la construcción y la inmobiliaria.

En estos cuatro casos, la proporción de insolvencias está por encima de la media nacional, ya que en Cataluña y Madrid la cifra es del 38% y en la Comunidad Valenciana y Andalucía es del 41%. El efecto dominó provoca que la suspensión de pagos de constructoras medias el año pasado afecten a las pequeñas empresas.