Estatut.- Maragall atribuye a la "ignorancia" y "mala fe" las denuncias de segregación del poder judicial en Cataluña

Actualizado 25/01/2006 18:15:40 CET

BARCELONA, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Generalitat de Cataluña, Pasqual Maragall, atribuyó hoy a la "ignorancia o la mala fe" las denuncias procedentes desde el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) cuestionando la constitucionalidad del proyecto de Estatut en su Título sobre justicia y, en especial, por vocal de su presidente, Francisco José Hernando, al afirmar que "se quería un poder judicial catalán, separado del español, y que se aplicaría un derecho diferente en Cataluña y fuera de Cataluña".

Maragall recordó que el proyecto de Estatut mantiene los tribunales del Estado, jueces y fiscales del estado, y normas sustantivas y procesales del estado, a excepción del derecho civil catalán.

El presidente catalán negó también cualquier intento de politización de la justicia en Cataluña, poniéndola al servicio de intereses partidistas. Según Maragall, ha habido afirmaciones "falsas" y se han divulgado afirmaciones que "no tenían ninguna relación" con el texto aprobado en el Parlament.

Según Maragall, el acuerdo del cuatripartito catalán en esta materia "nace de la conciencia compartida de la necesidad de hacer compatible la independencia de la función jurisdiccional con una justicia diligente, próxima y eficiente".

En la inauguración de la reunión del Consell de Justicia de Cataluña en el Palau de Pedralbes, Maragall defendió la unidad y la independencia del poder judicial y afirmó que la Generalitat o cualquier comunidad autónoma puede gestionar mejor los recursos personales y materiales de la administración de justicia.

Se da la circunstancia de que a la reunión no asistieron los vocales catalanes del CGPJ, Montserrat Comas y Alfons López Tena, ni el portavoz del Consejo, Enrique López López, por tener que acudir al pleno en el que se aprobó, con los votos de los nueve vocales elegidos a propuesta del PP y el presidente, Francisco José Hernando, el informe que denuncia 17 motivos de inconstitucionalidad en el proyecto de nuevo Estatut aprobado en Cataluña.