ETA.- EH Bildu ve "imposible" un "desarme efectivo de ETA" porque el Gobierno español "no quiere que se produzca"

Publicado 21/02/2014 18:39:53CET
EH Bildu
EUROPA PRESS

Asegura que la banda ofrece a la ciudadanía vasca la "total seguridad del fin de su actividad armada"

BILBAO, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

EH Bildu ha afirmado que con el anuncio de la Comisión Internacional de Verificación (CIV), ETA da comienzo al proceso para "dejar de ser un agente armado" y ofrece a la ciudadanía vasca la "total seguridad del fin de su actividad armada", con todo el "enorme valor político que esa decisión contiene". No obstante, ha denunciado que es imposible un "desarme efectivo de ETA "porque el Gobierno español, "a día de hoy no quiere que se produzca".

Asimismo, ha acusado al Ejecutivo central de interponer "todos los obstáculos posibles" y ha subrayado que es "el único que mantiene una actitud de bloqueo" y, por lo tanto, le corresponde "desactivarla y dar pasos en esa dirección".

En una rueda de prensa celebrada en la sede de Sortu en Bilbao, en la que han comparecido Patxi Zabaleta, Pello Urizar, Oskar Matute y Pernando Barrena, EH Bildu ha destacado y aplaudido el papel de la CIV por su "compromiso en llevar hasta el final el camino emprendido en Aiete, por encima de las descalificaciones y presiones que están recibiendo por parte de las fuerzas contrarias a la paz del Estado español".

"Este pueblo necesita la paz y para ello es necesario deshacer las políticas de excepción y terminar con la dispersión, acercando a los presos a Euskal Herria y de ahí abordar su proceso de vuelta a casa", han remarcado.

PASOS EN DIRECCIÓN CORRECTA

Según han destacado, ETA, desde la Conferencia de Aiete hasta hoy día, está dando los pasos que están en su mano "en la dirección correcta". "En esta ocasión, la Comisión Internacional de Verificación asumirá el sellado del arsenal de ETA y la supervisión del proceso para dejarlo fuera de uso operativo, poniendo las bases para alcanzar en el futuro un proceso de desarme con los estados y mostrando su total voluntad a tal efecto. Por lo tanto, con este nuevo paso, ETA ha dado comienzo al proceso para dejar de ser un agente armado", han agregado.

A su juicio, mediante esta iniciativa ETA ofrece a la ciudadanía vasca la "total seguridad del fin de su actividad armada, con todo el enorme valor político que esa decisión contiene". "Además, y en la medida que es una decisión unilateral, viene a poner en valor el ejercicio de la unilateralidad, por encima de los que se oponen a la paz. A pesar de la actitud contraria de Madrid se puede avanzar y se debe avanzar", han añadido.

Para la coalición abertzale, mediante esta iniciativa ETA ha dado un "nuevo paso". "Es imposible realizar un desarme efectivo porque a día de hoy el Gobierno español no quiere que se produzca e interpone todos los obstáculos posibles. Es el gobierno español el único que mantiene una actitud de bloqueo, y por lo tanto le corresponde desactivarla y dar pasos en esa dirección", han insistido.

Tras destacar y aplaudir el papel de la Comisión Internacional de Verificación, por su compromiso de llevar hasta el final el camino emprendido en Aiete "por encima de las descalificaciones y de las presiones que están recibiendo por parte de las fuerzas contrarias a la paz del estado español", han valorado que este comportamiento de la CIV traerá consecuencias "muy positivas" desde el ámbito internacional.

EN LA AGENDA INTERNACIONAL

A su juicio, el mandato asumido por la CIV pone de manifiesto que el "conflicto de Euskal Herria se sitúa en la agenda internacional, señal inequívoca de la voluntad de impulsar la solución".

Asimismo, EH Bildu considera que el paso dado por ETA se sitúa en el camino abierto en la Conferencia de Aiete, y el "receptor principal de esta decisión es Euskal Herria, que viene a alimentar y reforzar el esfuerzo en favor de la paz".

"Este pueblo necesita la paz, resolver el conflicto en su integridad: el objetivo a corto plazo debe ser encontrar soluciones a las consecuencias del conflicto. Esta es la prioridad. Para ello, es necesario deshacer las políticas de excepción y terminar con la dispersión, acercando los presos a Euskal Herria y de ahí abordar su proceso de vuelta a casa", ha aseverado la coalición independentista.

Del mismo modo, ha indicado que el proceso de desarme de ETA se debe realizar de una manera controlada, ordenada y consensuada, al igual que la "desmilitarización de Euskal Herria".

VIEJAS RECETAS

"No valen ni las viejas recetas ni las prácticas agotadas. El punto de partida de las nuevas prácticas para la obtención de la paz en Euskal Herria debe ser el compromiso de cada agente y nos corresponde a todos dar pasos", ha señalado EH Bildu, para a continuación reafirmarse ante la sociedad vasca en su compromiso de realizar todo lo que esté en sus manos para "impulsar la paz".

Preguntados por la acusación al Gobierno central de ser el que imposibilita el desarme definitivo de ETA, Pernando Barrena ha señalado que frente a la "voluntad mostrada por ETA en multitud de ocasiones, el Gobierno español se niega a cumplir con ese papel político, y consideramos que ahí radica la imposibilidad de llevar a buen fin una iniciativa de desarme".

Según ha destacado, con el anuncio de este viernes, se certifica una voluntad para llevar a "buen puerto todo el tema de armas y cómo va a quedar esa situación en el contexto de las consecuencias del conflicto".

"Estamos esperando a que, si realmente el Gobierno español tiene tanto interés y creo que el interés es innegable por parte de todos, para que en algún momento ese desarme se haga efectivo, lo que debiera hacer es facilitar los medios y los modos para que es desarme tenga lugar. La pelota en lo que se refiere al desarme está definitivamente en el tejado del Gobierno español", ha manifestado.

FALTA DE VOLUNTAD

En este sentido, ha denunciado la "falta de voluntad real para abordar el proceso de solución, en este caso, en lo que se refiere al posible desarme".

"La iniciativa de hoy es unilateral, de inventariado y sellado. Ha comenzado hoy y esperamos que se lleve hasta sus últimas consecuencias con el inventariado y todo el sellado de todo el arsenal a disposición de ETA. Lo interpretamos así, pero estamos ante los pasos previos de lo que en un futuro podría ser un desarme efectivo, si hubiese una implicación directa de instancias gubernativas españolas", ha concluido.

Para leer más