La exposición '300% Spanish Design' presenta en China la aportación cultural de España al mundo de los últimos 100 años

Actualizado 08/06/2007 22:10:37 CET
Actualizado 08/06/2007 22:10:37 CET

La exposición '300% Spanish Design' presenta en China la aportación cultural de España al mundo de los últimos 100 años

MADRID, 8 Jun. (EUROPA PRESS) -

Con motivo del Año de España en China, la Sociedad Estatal para la Acción Cultural Exterior (SEACEX) ha organizado la exposición '300% Spanish Design', que podrá visitarse en Shangai Art Museum desde el próximo 12 de junio. Más tarde la muestra viajará al Beijing Word Art Museum.

'300% Spanish Design' presenta por primera vez en China el mejor diseño español del último siglo. A través de 100 sillas, 100 lámparas, 100 carteles y de una variada selección de objetos significativos del diseño, el objetivo que pretende su comisario, el prestigioso arquitecto y diseñador Juli Capella, es "mostrar la rica aportación española a la cultura creativa mundial durante los últimos 100 años". Entre las piezas presenta una botella de vino de Rioja.

Después de visitar Tokio, Lisboa o Atenas, esta exposición llega a China con un formato especial, con actualización de las piezas más recientes, con nuevos hallazgos históricos y con una introducción de diversos objetos del diseño español.

Una proyección mostrará 100 iconos del diseño español en disciplinas tan variadas como la arquitectura, el diseño industrial, el mobiliario o el grafismo, que dan lugar a piezas tan diversas como el botijo, el AVE, el futbolín, la fregona, la Pedrera de Gaudí, la paella o el escudo del Real Madrid o del Barça.

'CHUPA-CHUPS' Y COBI

Entre las piezas están una guitarra española, que evoca la cultura flamenca, o un 'chupa-chups', el caramelo más conocido internacionalmente, creado en 1956 por un ingenioso empresario español. También podrá verse la mejor aceitera del mundo, la única que jamás gotea ni se cae, de Rafael Marquina, seleccionada por el MOMA, o las famosas grapadoras El Casco, sinónimo de calidad en oficinas.

También están el tradicional sacacorchos de rueda y una botella de vino de Rioja, un juego de cerámica de Sargadelos, el mítico bolso 'Amazona' de Loewe o Cobi, la famosa mascota de las Olimpiadas de Barcelona de 1992.

Todos estos objetos rodean un sillón con forma de labios, que da la bienvenida a los visitantes de la exposición, el famoso sofá Salivasofá, diseñado por Salvador Dalí y Oscar Tusquets para la sala Mae West del teatro Museo Dalí de Figueres en 1972 y puesto en producción recientemente.