Fernández Díaz dice que el Gobierno tiene una "línea roja" contra ETA: "Firmeza hasta su disolución sin concesiones"

Publicado 17/02/2014 20:50:42CET

Dice que ETA "no tiene ya comandos operativos" y por tanto "no se puede detener lo que no existe"

MADRID, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha salido al paso de los últimos comunicados de ETA y de sus presos asegurando que el Gobierno que preside Mariano Rajoy ha trazado "la línea roja" que consiste en "mantener la firmeza hasta su derrota final sin condiciones ni concesiones".

Durante un discurso en un acto organizado por la 'La Razón', el ministro ha explicado que esa "derrota final" pasa por su "disolución, pedir perdón a las víctimas y a la sociedad y entregar las armas". Ha defendido que esa es la política que ha practicado siempre el Gobierno del PP y ha destacado que, desde que ETA decretó el cese definitivo de su actividad armada, han sido detenidos 99 miembros de la organización criminal.

El ministro ha hecho estas declaraciones días después de que ETA emitiese un comunicado en el que anunciaba "aportaciones significativas sin tardar", si bien no citaba de una manera expresa un desarme. También los presos terroristas emitieron un comunicado en el que pedían el acercamiento a la cárcel de Zaballa (Álava).

Fernández Díaz ha destacado que "la política penitenciaria es un pilar de la lucha antiterrorista" y ha defendido la política de dispersión porque "dificulta el control que ETA quieren hacer en sus cárceles". "Para acabar con ella, o ETA se disuelve, o el preso se desvincula de ETA", ha sentenciado.

"LAS PEORES PERSPECTIVAS"

El ministro ha dicho en varias ocasiones que la organización criminal está derrotada operativamente, tiene las "peores perspectivas de futuro" y esa es una lectura con la coinciden los expertos de Información de la Policía, la Guardia Civil y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI).

Ha citado operaciones recientes como la practicada contra Herrira el pasado septiembre o la más reciente de enero contra el frente de cárceles de ETA. "Actuamos contra las estructuras", ha explicado al tiempo que ha precisado que en la banda "no hay comandos operativos y por tanto no se puede detener lo que no existe".

Fernández Díaz ha garantizado que "las fuerzas de seguridad del Estado no van a abandonar el País Vasco ni los presos van a disfrutar de una amnistía". "Esa derrota policial no debe convertirse ahora en una victoria política", ha zanjado.