Publicado 23/07/2015 19:32CET

La Fiscalía vasca estará atenta para que no se lesionen los derechos de los musulmanes en la lucha contra el yihadismo

Juan Calparsoro
EUROPA PRESS

Representantes de la Mezquitas piden amparo a Calparsoro al sentirse "estigmatizados" y denuncian "el acoso" de la Ertzaintza

BILBAO, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Fiscal Superior del País Vasco, Juan Calparsoro, ha asegurado que los fiscales de Euskadi estarán atentos para que no se lesione el derecho de los musulmanes a la libertad religiosa y de culto en la lucha contra el terrorismo yihadista. No obstante, ha destacado que la defensa de este derecho tiene que "compatibilizarse" con la labor policial de prevención de este tipo de delitos.

Representantes de las Mezquitas se han reunido este jueves con Calparsoro en la sede de la Fiscalía en Vitoria para transmitirle que se sienten "estigmatizados" y denunciar "el acoso" al que, a su juicio, les somete la Ertzaintza con el nuevo protocolo de actuación, denominado Instrucción 79, enmarcado dentro del Plan Estratégico contra el Islamismo Radical que el Departamento de Seguridad del Gobierno vasco presentó a principios de mes ante el Consejo de la Ertzaintza.

El encuentro se ha producido a la 8.30 horas y en él han estado presentes, además del máximo representante del ministerio público en Euskadi y de los miembros de las Mezquitas, SOS Racismo Araba, Ongi Etorri y Atawasol.

En declaraciones a Europa Press, Calparsoro ha señalado que los representantes de las Mezquitas le han transmitido que, con las nuevas medidas operativas dirigidas a la amenaza terrorista de origen yihadista establecidas por el Ejecutivo vasco, se sienten "marcados, estigmatizados" y consideran que se les está poniendo "en el punto de mira".

Éstos creen que se está creando "un clima social" en su contra y han asegurado que ellos no tienen "nada que ver con el terrorismo" ni las mezquitas son "lugares de adoctrinamiento" o donde se reclute a radicales yihadistas.

Por ello, han solicitado a Juan Calparsoro que les ampare y que haga "lo que esté en sus manos para evitar" que se produzcan situación de "acoso" en las mezquitas que, en su opinión, se está produciendo por parte de la Policía vasca.

GARANTE DE DERECHOS FUNDAMENTALES

Por su parte, el Fiscal Superior del País Vasco ha recordado que el ministerio público es "garante de los derechos fundamentales" y la libertad religiosa y de culto es parte de ellos. En este sentido, se ha comprometido a analizar la cuestión.

Calparsoro ha señalado que la Fiscalía estará atenta a si se producen ataques, daños o conductas que puedan lesionar los derechos ciudadanos de estos grupos. Sin embargo, ha reconocido que se trata de un tema "delicado", que se tiene que compatibilizar con la labor policial de prevención del terrorismo.