9-M.- Gaspar Llamazares tilda de "esperpento" la polémica por los debates de Zapatero y Rajoy en televisión

Actualizado 09/02/2008 15:40:34 CET

SALAMANCA, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

El coordinador general de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, tildó hoy de "esperpento" las discrepancias entre PSOE y PP a la hora de elegir los medios de comunicación que televisen los debates de sus líderes, José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy, respectivamente.

El líder de IU afirmó que al principio se mostró indignado por "excluir a la tercera fuerza política del país", pero posteriormente confesó estar pasándoselo "muy bien" ante las discusiones entre socialistas y populares.

Además, Llamazares lamentó que sean las dos formaciones implicadas las que están decidiendo los entresijos de la puesta en escena frente a los televisores de los ciudadanos; al mismo tiempo, denunció que esta polémica es un "claro ejemplo de la ficción del bipartidismo", añadió.

Igualmente, hizo hincapié en la decisión del Tribunal Supremo de declarar improcedente y no nulo el despido de un trabajador que estaba de baja; calificó este asunto como "escándalo social" y aseguró que "no se puede tolerar".

"Hay que reformar el Estatuto de los Trabajadores y hay que reformar las leyes laborales durante la próxima legislatura" para evitar que se repitan casos similares, aseguró.

Respecto a la inmigración, subrayó que se debe modificar la política económica y social para la integración de los extranjeros que llegan a España; así pues, apostó por "más regularidad, empleo con más calidad y más políticas sociales".

De la misma forma, criticó que las propuestas electorales del Partido Popular en esta materia pretenden poner en práctica "un carné por puntos o de castas" para los inmigrantes, y pidió a los trabajadores que "no caigan en el engaño del PP, los enemigos no son los trabajadores inmigrantes, son los empresarios sin escrúpulos y los gobiernos indecisos".

Gaspar Llamazares realizó estas declaraciones en Salamanca, donde se reunió con representantes sindicales y vecinales de la provincia charra; además de participar en un acto político de su partido en la Facultad de Geografía e Historia de la Universidad de Salamanca.

En este lugar hizo referencia a la subida de impuestos municipales del Ayuntamiento de Salamanca, que calificó como "abusiva" y añadió que tampoco es "justa" en el resto del país. Por ello, abogó por la promulgación de una ley de democracia participativa, que supondría "que sea progresiva, que pague menos quién menos tiene, y no al revés".