Actualizado 23/03/2007 19:42 CET

Gibraltar afirma que el "único" interés de España sobre el pecio hundido en el Mar de Alborán es descartar que sea suyo

Londres y Madrid han acordado que una empresa estadounidense identifique los restos del navío

MADRID, 23 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Gibraltar afirmó hoy que el "único" interés de España con respecto al pecio de un barco hundido en el Mar de Alborán que va a identificar una empresa estadounidense es asegurarse de que no se trata de un navío español.

España y Reino Unido acordaron hoy que la empresa estadounidense Odyssey Marine Exploration realice una prospección en aguas del Mar de Alborán (al este del Estrecho de Gibraltar) para averiguar si un pecio hundido allí corresponde al HMS Sussex, navío soberano de bandera inglesa que naufragó en dicho mar en 1694, anunció el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación.

En un comunicado, el Ejecutivo del Peñón asegura que, debido al lugar en el que se encuentra el pecio, el interés de España en este asunto "tiene que ver con la identificación de los restos para asegurarse de que pertenecen al HMS Sussex y no a un barco soberano español", lo que convertiría al pecio y lo que éste contenga en propiedad española, de acuerdo a la legalidad internacional.

Según la nota, "el Gobierno británico ha confirmado al Ejecutivo gibraltareño que éste es efectivamente el único interés de España en la cuestión".

Según informó el departamento que dirige Miguel Angel Moratinos en un comunicado, la Junta de Andalucía participará en el proyecto de prospección, que seguirá "protocolos arqueológicos rigurosos".

Antes del inicio de las tareas, está previsto que hoy se celebre una reunión de coordinación entre especialistas nombrados por el Ministerio de Defensa británico y la Junta de Andalucía. También están previstas reuniones periódicas de coordinación durante la realización de los trabajos, añade la nota.

La participación de la Junta, que nombrará arqueólogos para que participen en dicho proyecto, persigue como objetivo que el proyecto "cumpla con todas las normas en vigor relativas a la debida protección del patrimonio cultural submarino".

La empresa Odyssey Marine Exploration, inscrita como sociedad en Estados Unidos y que dispone de un contrato en condiciones de exclusividad con el Gobierno del Reino Unido para el proyecto arqueológico del HMS Sussex, realizará operaciones dirigidas a la localización de dicho buque en virtud del acuerdo alcanzado.

En el caso de que se compruebe que el buque es el HMS Sussex, España reconocerá que el pecio, sus pertenencias y contenidos son propiedad del Reino Unido en virtud de las normas de Derecho Internacional aplicables.

Desde agosto pasado, Odyssey Marine Exploration, con base en Tampa (Florida) y propietaria del barco 'Odyssey Explorer', daba por hecho que obtendría luz verde de las autoridades españolas a su plan arqueológico para localizar el 'HMS Sussex' británico y confiaba en reiniciar los trabajos a finales de 2006.

La Junta de Andalucía exigió a principios de julio nuevas aclaraciones a la propietaria del barco 'Odyssey Explorer', a la hora de identificar el 'HMS Sussex'. Básicamente, pidió más datos sobre la titulación de los expertos que participarían en el plan de identificación, así como una mayor precisión en el área de actuación donde la compañía norteamericana realizaría la prospección.