Podemos sobre un eventual apoyo a un Gobierno de PSOE y Ciudadanos: "No cuela"

AMP.- 28A.- Podemos quiere prohibir que la banca invierta en medios y que dé cré
Oscar del Pozo - Europa Press
Publicado 25/03/2019 14:59:57CET

MADRID, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

Podemos ha anunciado este lunes que en caso de que tras las elecciones generales se busque el apoyo de la formación 'morada' a un pacto entre el PSOE y Ciudadanos "con un programa neoliberal", la dirección dirá que "no cuela", pero dejarán la decisión en manos de las bases en caso de que se dé esa eventualidad.

En rueda de prensa tras el Consejo de Coordinación, el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha asegurado que si se volviese a intentar el conocido como 'Pacto del Abrazo' con un programa neoliberal "que protege los intereses de los que más tienen a la vez que se baja el SMI en España", la dirección del partido dará su opinión, aunque la última palabra la tendrán los inscritos.

En este sentido, ha apuntado que Ciudadanos es "servil con los que más tienen y cruel con la clase trabajadora", y ha puntualizado que no es baladí que lleve en sus listas al exdirectivo de la multinacional Coca-Cola, "un pirata" que, ha recordado, tributaba en Portugal mientras echaba a gente de la embotelladora de Fuenlabrada.

"Nos contaron que Ciudadanos es un partido casi progresista que defiende a la ciudadanía, pero tras la foto de Colón y tras fichar a un empresario como De Quinto no cuela, lo diremos claramente desde la dirección pero las bases decidirán", ha apuntado.

Además, sobre las declaraciones del secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, quien dijo que Ciudadanos sería mejor socio de Gobierno que los independentistas, Echenique ha indicado que agradece al ministro que diga la verdad y que deje claro que el PSOE piensa en gobernar con Ciudadanos, porque "así la gente sabe lo que está votando ese domingo".

RETORNO DE IGLESIAS

Por su parte, la coportavoz Noelia Vera ha indicado que el regreso del secretario general, Pablo Iglesias, a la primera línea política este sábado, ha supuesto "un punto de inflexión", y ha añadido que el acto en la plaza del Reina Sofía fue "bonito y emocionante". Según señala, el mensaje de Iglesias fue "humilde, potente e ideológico" y "no dejó indiferente a nadie".

Con este regreso, desde Podemos esperan mejorar en las encuestas de cara a las generales, han aconsejado "tomarlas con cautela" y han vaticinado que mejorarán para la formación en las próximas semanas. "Las campañas se nos dan bien, esperamos ir cada vez mejor en ellas", ha apostillado Echenique.

Por otro lado, sobre la participación del cabeza de lista de En Comú Podem, Jaume Asens, en la estrategia de huida de España del expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont (tal y como revela en su libro el abogado Gonzalo Boye), Echenique ha señalado que están orgullosos de que encabece la lista, y ha matizado que en campaña, "no hay tiempo para leer libros".

Asimismo, ha añadido que serán de nuevo primera fuerza en Cataluña y ha recordado que el candidato ha defendido toda su vida los derechos humanos y puede ser clave para la resolución del conflicto. Una vez más, desde Podemos han apostado por resolver democraticamente y con diálogo el problema catalán, y ha defendido esta opción frente a la vía unilateral o "la de las tres derechas".

A juicio de Echenique, en Cataluña hay un planteamiento de la lógica del enemigo que defiende que "no se puede tocar a un independentista ni con un palo". Pero el portavoz ha recordado que hay "dos millones de independentistas", y la capacidad de la formación de poder sentarse a hablar con ellos es lo que hace que sean "importantes".

Por último, Echenique, preguntado por la manifestación celebrada este domingo en Alsasua, convocada por las plataformas Altsasu Gurasoak y Altsasukoak aske, para rechazar la sentencia de la Audiencia Nacional, ha apuntado que es "una buena noticia" que miles de personas digan que no se puede "insultar a las víctimas del terrorismo" comparando su sufrimiento con lo ocurrido en el bar de Alasasua en octubre de 2016.

La sentencia confirma las penas de entre dos y 13 años de cárcel para los condenados por la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en octubre de 2016, y para Podemos "es un insulto a los agentes que fueron víctimas de terrorismo de ETA". "No se puede faltar al respeto de esa manera a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, que fueron víctimas por defender la democracia", ha concluido.