Publicado 10/12/2021 11:58CET

PP y Ciudadanos llevan al Congreso el acoso una familia catalana que pidió más clases en castellano

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a su llegada a una sesión plenaria en el Congreso
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a su llegada a una sesión plenaria en el Congreso - Eduardo Parra - Europa Press

MADRID, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

El PP y Ciudadanos llevarán al próximo Pleno del Congreso el acoso que está sufriendo una familia de Canet de Mar (Barcelona) por haber solicitado más clases en castellano para su hijo tras la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) que obligaba a los centros catalanes a ofrecer al menos un 25% de enseñanza en esta lengua.

La primera en sacar este asunto será la líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, quien pedirá al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, pronunciarse sobre esta polémica. "¿Considera que la actuación del Gobierno está siendo suficiente para garantizar los derechos y libertades del conjunto de los españoles?", reza su pregunta.

Aunque se trata de un enunciado genérico, es más que seguro que la presidenta de la formación naranja cuestione que el Gobierno no actúe ante el hostigamiento que la citada familia catalana dice estar sufriendo o que el Govern que preside Pere Aragonès no esté cumpliendo con la sentencia del TSJC.

LOS 'NARANJAS' PIDEN ACTUAR AL DEFENSOR

Precisamente Cs registró este jueves un escrito ante el Defensor del Pueblo reclamando que pusiera en marcha "todos sus mecanismos" para forzar el cumplimiento del citado fallo, que garantiza un 25% de enseñanza en castellano en Cataluña.

En declaraciones a los periodistas, el portavoz adjunto de Cs en el Congreso, Edmundo Bal, indicó que "no se puede permitir de ninguna manera que se llame 'colonos' a una familia que vive en un pueblo en Cataluña y que solamente pide el ejercicio de sus derechos reconocidos por una sentencia".

Parecidas críticas se vierten desde el PP, cuyo presidente, Pablo Casado, pidió este jueves al Gobierno que tome medidas y ampare a la citada familia catalana actuando "contra la Generalitat y contra los violentos que están escracheando y señalando a un niño que lo único que quiere es ejercer sus derechos constitucionales y fundamentales.

En nombre de los 'populares', la diputada Sandra Moneo aspira a que la ministra de Educación, Pilar Alegría, también hable sobre este asunto en la próxima sesión de control al Gobierno. En concreto, le preguntará "hasta cuándo va a seguir mirando a otro lado mientras se hostiga y amenaza a familias catalanas por tratar de educar a sus hijos en su lengua en su país".