Los presos en huelga de hambre quieren internacionalizar su protesta con el envío de cartas a 40 dirigentes europeos

Dirigentes independentistas encarcelados en el centro penitenciario de Lledoners
ÒMNIUM CULTURAL
Actualizado 17/12/2018 18:15:05 CET

La defensa de Sánchez, Rull y Turull llevará ya al TEDH la tardanza del Tribunal Constitucional en resolver sus recursos

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

Los cuatro políticos independentistas catalanes en prisión provisional que se han puesto en huelga de hambre quieren internacionalizar su protesta a través del envío de más de 40 cartas a dirigentes europeos, tanto jefes de Estado y de Gobierno como los presidentes de las principales instituciones de la UE.

Así lo ha anunciado en una rueda de prensa celebrada en la librería de Blanquerna, en Madrid, Pilar Calvo, la portavoz de los presos en huelga de hambre: Jordi Turull, Jordi Sánchez --que llevan 17 días--, Joaquim Forn y Josep Rull --que acumulan 14 días--.

En cuanto al estado de salud de los cuatro internos, Pilar Calvo ha asegurado que se encuentran "fuertes, firmes y determinados" y que el único que ha requerido de ingreso en la enfermería de la cárcel de Lledoners (Barcelona) es Jordi Turull. No obstante, éste "ya esta recibiendo visitas y trabajando en la defensa de su caso" mientras dura su estancia en el citado departamento penitenciario.

En cuanto a las misivas, que ya han comenzado a enviarse este lunes, suponen según Calvo una "nueva acción de ámbito internacional" en la que los presos solicitan la "atención" por su "grave" situación. "Somos nueve personas en prisión sin juicio, algunos desde hace más de un año. Estamos acusados de rebelión por haber promovido referéndum pacífico en Catalña el 1 de octubre del año pasado.,reza la carta de los presos, que también ha sido enviada al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

En estas misivas, los presos catalanes denuncian la "paralización" de sus recursos ante el Tribunal Constitucional, lo cual les "impide" acudir a la Justicia europea. Según critican, estos escritos "deberían resolverse en 30 días y ya superan el año" y por ello el abogado de Sánchez, Rull y Turull, Jordi Pina, ha adelantado en la misma rueda de prensa que recurrirán este retraso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo.

Los políticos catalanes en huelga de hambre dicen en sus cartas que se sienten "defensores de los valores fundacionales de la UE" y confían en que, aunque son "conscientes de los límites de la división de poderes" su protesta "no quede en saco roto", según ha comentado la portavoz de los presos en huelga de hambre, vestida con una chaqueta amarilla.

DENUNCIAN POLITIZACIÓN DE LA JUSTICIA

"La politización de los máximos órganos judiciales y del propio Tribunal Constitucional español son un problema conocido y en los últimos años han merecido de forma reiterada recomendaciones del Consejo de Europa, a través del grupo GRECO, instando al Reino de España a modificar estructuras, conductas y procedimientos en los máximos órganos de su Poder Judicial que no han sido atendidas".

Por otra parte, Calvo ha agradecido el respaldo a la protesta de miles de ciudadanos, que así lo han manifestado mediante 200.000 adhesiones en la página web creada para publicitar la huelga de hambres, así como las miles de cartas que los presos están recibiendo tanto desde Cataluña como desde fuera de esta comunidad autónoma y desde diversos países de la UE.

En cuanto a los recursos ante el Constitucional, el abogado Pina ha lamentado que se dote de cierta "normalidad" al hecho de que el Tribunal demore sus resoluciones sobre recursos que vulneren derechos fundamentales y cuya resolución es requisito para que las defensas puedan llegar al tribunal europeo.

En su caso, se pidió impulso procesal hasta siete veces, pero sus peticiones "quedaban en el olvido en un cajón" y no ha sido hasta hace una semana, cuando comenzó la huelga de hambre, cuando el tribunal de garantías ha empezado a resolver las primeras peticiones.

Pina ha recordado, precisamente al encontrarse en la librería Blanquerna, el ataque que sufrieron estas instalaciones por parte de un grupo de extremistas en septiembre de 2013, coincidiendo con la celebración de la Diada. Pese a ser condenados a penas de prisión, en el caso de los atacantes el Constitucional ha paralizado su entrada en prisión hasta que se resuelva el recurso de amparo.

En cuanto a su posible traslado a una prisión madrileña en los próximos días, con el fin de asegurar que llegan a juicio en condiciones físicas aceptables han anunciado algunos medios de comunicación, las defensas no tienen ninguna información al respecto pero avisan que ello afectaría a su derecho de defensa.

"Antes de hacerlo deberían tener en cuenta que los abogados deben preparar las defensas y no es lo mismo hacerlo a 50 minutos desde Barcelona que a casi tres horas en tren hasta Madrid", ha señalado Pina.