El Senado aprueba definitivamente el Estatuto canario con el voto en contra de Podemos

El presidente del Gobierno canario, Fernando Clavijo, en el Senado
COALICIÓN CANARIA
Actualizado 24/10/2018 17:41:29 CET

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El Senado ha aprobado en Pleno definitivamente la propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía de Canarias y ha sido de nuevo, como pasó en el Congreso, con el único voto en contra de Unidos Podemos. Este era el último trámite que debía superar la norma fundamental canaria, por lo que entrará en vigor una vez se publique en el Boletín Oficial del Estado. La reforma ha salido adelante con 214 votos a favor, 18 en contra de Unidos Podemos y tres abstenciones de Ciudadanos (Cs).

El nuevo Estatuto modifica el sistema electoral de las Islas, blinda el Régimen Económico y Fiscal (REF) del archipiélago y lo desvincula de la financiación autonómica, y suprime los aforamientos. Además, reconoce La Graciosa como octava isla habitada, y concede al presidente regional la facultad de promulgar decretos leyes en caso de urgente necesidad y de disolver el Parlamento para convocar elecciones anticipadas.

La sesión plenaria ha contado con la presencia de las máximas autoridades canarias --el presidente del Gobierno autonómico, Fernando Clavijo, y la presidenta del Parlamento regional, Carolina Darias--, así como de consejeros autonómicos, de los líderes y portavoces de las formaciones canarias y de diputados nacionales procedentes de esta región. También ha asistido y cerrado el debate de la reforma estatutaria la ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet.

Clavijo --como ya hizo con la presidenta del Congreso, Ana Pastor, cuando esta cámara dio su visto bueno a la norma estatutaria el pasado septiembre-- se ha reunido a primera hora de la mañana con el presidente del Senado, Pío García-Escudero. Además, ha mantenido un encuentro con la ministra Batet al finalizar la votación del Estatuto, y le ha agradecido sus palabras en el hemiciclo y su contribución a la aprobación de esta modificación estatutaria.

La ministra Batet ha celebrado en su intervención la aprobación definitiva de la reforma del Estatuto porque demuestra la capacidad de llegar "a amplios consensos", y ha subrayado que todos los Estatutos de Autonomía "trascienden" de su propio ámbito regional, afectan a todos los españoles y deben "desarrollar y garantizar" la Constitución Española.

REFORMA DEL SISTEMA ELECTORAL

El Estatuto, que pasa de 65 a 202 artículos y añade seis disposiciones adicionales y dos transitorias, incluye, en una de las transitorias, variaciones en el actual sistema electoral que han sido el punto de mayor desencuentro en toda la tramitación de la norma. Coalición Canaria (CC) se opone a la misma, mientras que Ciudadanos (Cs) y Podemos pedían una reforma "más ambiciosa", si bien la formación morada finalmente la apoyó al incluirse una cláusula por la que el Parlamento canario deberá sacar adelante una ley electoral propia en el plazo de tres años.

El nuevo sistema prevé el aumento de diputados de 60 a 70 --uno más para Fuerteventura y nueve que saldrán de una nueva lista regional-- y la rebaja de los topes electorales del 30 al 15 por ciento en cada circunscripción insular y del seis al cuatro por ciento en el conjunto del archipiélago. Además, fija una horquilla por la que la futura ley electoral canaria deberá moverse en un mínimo de 50 diputados y un máximo de 75.

Sin embargo, la aplicación del nuevo sistema electoral en los comicios autonómicos de 2019 ha quedado en el aire después de que Clavijo apuntase la semana pasada que desde el punto de vista de CC es necesario que los cambios registrados en el Estatuto se desarrollen en una ley.

Son contrarios a esta postura el resto de formaciones que apoyan la reforma electoral, que consideran que a través de un reglamento o del propio decreto de convocatoria electoral firmado por el presidente se pueden solventar las variaciones.

FIN DE LOS AFORAMIENTOS

Lo que sí será de aplicación en las elecciones de 2019 será la supresión de los aforamientos, por lo que los aspirantes a ser diputados se presentarán a los comicios sabiendo que no mantendrán esta condición en el caso de enfrentarse a un proceso judicial en el futuro.

Asimismo, se desvincula el REF del resto de la financiación autonómica, por lo que su vigencia se ancla y no depende de la voluntad de los futuros gobiernos estatales.

PARLAMENTO CANARIO, CONGRESO Y SENADO

Esta modificación estatutaria llegó al Congreso en abril de 2015, pero quedó varada por las sucesivas convocatorias electorales. El Pleno debatió su toma en consideración en diciembre de 2016 y, tras varias prórrogas de los plazos para presentar enmiendas, estas se registraron en noviembre de 2017.

En diciembre de ese año fue constituida la ponencia encargada de discutir las aportaciones de cada grupo y esta prolongó su trabajo desde el mes de enero hasta el 28 de junio de 2018. El pasado julio el texto del nuevo Estatuto salió adelante en la Comisión Constitucional con los votos a favor del PP, el PSOE, CC y Nueva Canarias (NC), y la abstención de Unidos Podemos y Cs.

El proyecto había sido aprobado previamente en Canarias con los votos a favor del PSOE y CC, el voto en contra del PP y la abstención de NC. El PP cambió su postura después en el Congreso por el acuerdo alcanzado entre 'populares' y CC para la investidura de Mariano Rajoy, mientras que Podemos y Cs --ambos sin representación en el archipiélago cuando se remitió el texto a la Cámara Baja-- advirtieron de que no apostarían por aprobar el Estatuto si no se incluía un nuevo sistema electoral.

Finalmente, el 13 de septiembre el Pleno del Congreso avaló la propuesta de reforma con la abstención de Cs y el rechazo de Unidos Podemos, y hoy, 24 de octubre de 2018, se ha aprobado definitivamente. Ha superado así el escollo de la reforma electoral, que ya frustró en 2007 un primer intento de dotar a Canarias de un nuevo Estatuto.

DÍA "HISTÓRICO" PARA CANARIAS

El debate celebrado este miércoles en el Pleno ha aunado el consenso de la mayoría de los grupos parlamentarios y de gran parte de los intervinientes, quienes han calificado el día como "histórico" para Canarias.

María del Mar del Pino Julios (CC), Julio Cruz (PSOE), María Auxiliadora Pérez y Jorge Alberto Rodríguez (PP), María José López Santana (NC), Pablo Rodríguez Cejas (Agrupación Herreña Independiente) y Yaiza Castilla (Agrupación Socialista Gomera), todos ellos, han celebrado la aprobación del nuevo Estatuto y las cesiones de todos los grupos para alcanzar el mayor acuerdo posible.

Castilla, que mantenía vivas las enmiendas de su grupo --en las que pedían que la reforma electoral se supeditase al apoyo de dos tercios del Parlamento canario, que se diese un mayor desarrollo de la "doble insularidad" y que se sometiesen futuras reformas a referendos vinculantes--, finalmente las ha retirado y ha aplaudido la que es una reforma "buena, positiva e histórica".

Sí se han votado las 14 enmiendas de Cs, rechazadas todas ellas y secundadas tan solo por los tres senadores de la formación naranja presentes en el hemiciclo. El senador 'naranja' Luis Crisol lo ha lamentado y ha aseverado que Canarias pierde "una gran oportunidad de mirar hacia el futuro", por culpa de un "pacto cerrado" que tumbó "el 70 por ciento" de las enmiendas de Cs en el Congreso y todas las presentadas en el Senado.

Desde Podemos, que carece de senadores canarios, solo ha justificado su no al Estatuto la parlamentaria de En Comú Podem Sara Vilà, quien ha criticado que no se haya "reorientado" el texto hacia "poner solución a los problemas de Canarias", tales como la pobreza, el paro o la lucha contra el cambio climático.