SISEJ cree que Justicia les excluye de la reunión sobre retribuciones por denunciar la "nefasta gestión" de Catalá

Actualizado 21/12/2017 12:29:33 CET

MADRID, 21 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Letrados de la Administración de Justicia (SISEJ) cree que el Ministerio de Justicia no les ha convocado para la reunión sobre las retribuciones que tendrá lugar este jueves por las diversas denuncias que ha hecho sobre la "nefasta gestión" del ministro Rafael Catalá.

En un comunicado, el sindicato de los anteriormente denominados secretarios judiciales explica que la única razón que el Ministerio les ha dado para justificar su expulsión de dicho encuentro "no es otra que la naturaleza sindical de esta organización". Al respecto, SISEJ afirma que "viene siendo convocado y asistiendo" a reuniones en Justicia "desde hace más de diez años, y de hecho este mismo gabinete lo ha venido convocando hasta ahora".

Por ello, el sindicato ha dirigido dos escritos al Ministerio de Justicia para expresar su oposición a no dejarles participar en dicha reunión. Considera que es una decisión "arbitraria e injusta, vulneradora del derecho a la libertad sindical y de asociación y dirigida a dividir al colectivo de Letrados de la Administración de Justicia".

SISEJ cree que el "enfrentamiento continuo y generalizado" con el Ministerio de Justicia ante lo que consideran "una nefasta gestión por su parte, marcada por la falta de transparencia y la más absoluta inactividad", es el verdadero motivo de su exclusión.

En este sentido, el sindicato recuerda dos actuaciones que, a su juicio, se enmarcan en este contexto: la convocatoria de movilizaciones laborales para 2018 para reclamar los derechos de los secretarios judiciales y la petición que hizo el sindicato el pasado mes de noviembre para que Catalá fuese cesado al constatar ante el Congreso de los Diputados y en un encuentro con profesionales una "versión distinta" sobre los "graves incidentes" que sufrió el sistema de comunicaciones judiciales LexNET este verano.

SISEJ concluye anunciando que iniciarán las "acciones oportunas para reponer la situación a la normalidad" y continuar ejerciendo su actividad "en defensa de los derechos del colectivo de Letrados y de la Administración de Justicia como servicio público".