Zapatero dará participación a Madrid en el aeropuerto de Barajas y Cercanías, y le traspasará la M-40

Actualizado 10/09/2007 22:11:52 CET

MADRID, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid pasará a tener participación en la gestión de los trenes de Cercanías que pasan por su territorio, así como en la del aeropuerto de Barajas. Además, asumirá la M-40 con una inversión estatal de 400 millones de euros para acometer "todas las obras" de enlaces y ensanches que "necesita" esta carretera de circunvalación.

Estos son algunos de los compromisos que la presidenta autonómica, Esperanza Aguirre, arrancó esta tarde al presidente del Gobierno, José Luis Zapatero, en la reunión que ambos mantuvieron en el Palacio de la Moncloa por espacio de dos horas.

Otra de las propuestas que Zapatero ofreció a Aguirre fue la firma, en el plazo máximo de un mes, de un convenio sobre carreteras que incluye la licitación "inmediata" de la R-1 (alternativa a la carretera de Burgos), el apoyo del Gobierno central al cierre norte de la M-50, inversiones en carreteras nacionales así como el traspaso de la M-40 ya mencionado.

En el caso de las Cercanías, Aguirre matizó, en rueda de prensa, que el presidente del Gobierno "se ha comprometido" a celebrar antes del 10 de octubre una reunión para dar a la Comunidad de Madrid participación en la gestión y en la planificación de inversiones, pero no así el traspaso de competencias, una excepción que será extensible al resto de comunidades autónomas, según dijo la presidenta autonómica citando a Zapatero.