Cruz Roja atendió en 2018 a 259 personas mayores de Navarra que sufrieron o estaban en riesgo de sufrir maltrato

Publicado 24/08/2019 11:42:47CET
Atención de Cruz Roja a personas mayores
Atención de Cruz Roja a personas mayores - CRUZ ROJA - Archivo

PAMPLONA, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de 'Buen trato a personas mayores de Cruz Roja' atendió en 2018 a más de 3.500 personas que sufrieron o estaban en riesgo de sufrir algún tipo de maltrato. En Navarra fueron 259 personas las que pasaron por el programa (72 hombres y 187 mujeres).

Para prevenir este tipo de situaciones o actuar en caso de que se produzcan, la organización lleva a cabo este proyecto desde hace tres años, realizando una atención con personas mayores y su entorno.

Concretamente, en Navarra, se realizan 'Grupos de apoyo', en los que se trabaja la prevención de situaciones de maltrato con personas mayores especialmente aquellas que presentan una mayor vulnerabilidad; 'Información Social', con sesiones informativas sobre la promoción de trato adecuado y la protección frente al maltrato; y 'Orientación social' a nivel individual a aquellas personas que han sufrido situaciones de maltrato, ya sea físico, psicológico, institucional o económico, ha informado en una nota Cruz Roja.

También se lleva a cabo acciones de sensibilización, como la campaña 'Aunque no lo sepas, también es maltrato', con la que se pone el foco en aquellos comportamientos y actitudes que "suponen un atentado contra la diginidad y los derechos de las personas mayores". Con esta iniciativa se invita a la reflexión de la población y se promueve un marco de convivencia positivo hacia las personas mayores, así como poner en valor el rol que cumplen en nuestra sociedad y todo lo que aportan.

Dentro de la campaña, Cruz Roja ha creado un decálogo con pautas y consejos para promover el buen trato a las personas mayores. Este decálogo llama a preservar los derechos y libertades en el ámbito público y privado de las personas mayores que hay a tu alrededor; garantizaz su bienestar y su salud en todo momento; escuchar y aprender de sus vivencias; tener paciencia y empatía; no ocultar información; hacerles participes de las decisiones que les atañen; no hacerles sentir como una carga; y proporcionarles compañía e intimidad. Finalmente, la entidad llama a preguntarse "si a ti te gustaría que te tratasen así en su situación".

Para leer más