31 de marzo de 2020
 
Actualizado 19/09/2008 22:22:20 CET

Crónica Ayuda.- De la Vega presenta a España como "potencia solidaria" y referente en cooperación al desarrollo

- Resalta las ayudas de nuestro país en su labor por favorecer el cumplimiento de los Objetivos del Milenio

MADRID, 19 Sep. (OTR/PRESS) -

El Consejo de Ministros aprobó hoy la concesión de 66,6 millones de euros en contribución de España a Fondos y Programas internacionales a realizar durante el presente ejercicio de 2008, una donaciones que, según señaló la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, sitúan a nuestro país como "potencia solidaria" y "referente internacional en cooperación y desarrollo". Se trata de una dotación presupuestaria del Fondo de Ayudas al Desarrollo (FAD) que se aprobaron con el objetivo de favorecer el cumplimiento de los Objetivos del Milenio, aprobados en el año 2000.

España fue el país de la UE que "más ha reforzado" su ayuda al desarrollo durante 2006 y 2007, llegando incluso a duplicar anualmente el número de personas a las que se ha prestado asistencia sanitaria y de emergencias. Esta situación unida a las previsiones del Ejecutivo en este sentido, para el ejercicio del 2008, sitúa a nuestro país, según De la Vega, como "una potencia solidaria y referente internacional en cooperación y desarrollo". "Todo esto forma parte de nuestras preocupaciones y acabar con estas situaciones forma parte de nuestras convicciones", señaló la vicepresidenta durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

De los 66,6 millones de euros anunciados por el Gobierno, 25 irán destinados al Fondo Fiduciario Multilateral para la Reconstrucción de Afganistán, de acuerdo al compromiso que adquirió España en la Conferencia de Londres de 2006, de donar hasta 150 millones de euros en cinco años para apoyar la puesta en marcha del 'Afghanistan Compact' o Acuerdo para Afganistán. Además, otros 15,5 millones de euros se dirigirán al Fondo Español de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), dinero que se destina a la Educación, Ciencia y la Cultura latina.

Del mismo modo, el Gobierno financiará con 12 millones de euros a la Iniciativa Internacional ART del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, una iniciativa en apoyo a las redes territoriales y temáticas de cooperación para el desarrollo humano, que asocia a distintos programas y organizaciones de Naciones Unidas y promueve un "nuevo tipo" de multilateralismo, en el cual el sistema de Naciones Unidas trabaja con los gobiernos favoreciendo la participación activa de las comunidades locales y de los actores del sur y del norte. En la misma línea, el Consejo aprobó la donación de 8 millones de euros a la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos en Oriente Medio, ya que ésta "atraviesa una situación de necesidad creciente en este terreno, debido al agravamiento de la situación en los territorios palestinos, muy especialmente en Gaza", apunta el Gobierno.

Por último, 3 millones de euros se destinarán al Mecanismo Palestino Europeo de Gestión y de Ayuda Socio-económica de la Comisión Europea, presentado en Bruselas el pasado mes de enero, que nació con el objetivo de apoyar el Plan de Reforma y Desarrollo de Palestina para tres años (2008-2010), mientras que 1,5 millones de euros irán dirigidos a la Organización Internacional del Trabajo (OIT), en concreto, para el Programa de Desarrollo sostenible de los pueblos indígenas en Filipinas.

FONDOS PARA LA REFORMA DE NACIONES UNIDAS

Asimismo, el Gobierno ha autorizado la donación de 950.000 euros al Fondo para la Democracia de las Naciones Unidas, una iniciativa que forma parte del paquete de reforma del sistema de Naciones Unidas, que es "activamente apoyado por España" junto a sus socios de la Unión Europea. España ya realizó una primera contribución al Fondo en 2006 por valor de 830.000 euros. Nuestro país también donará 400.000 euros a la Agencia Internacional Press Service, una organización internacional no gubernamental y sin ánimo de lucro abierta a periodistas, profesionales de la comunicación y organizaciones activas en los terrenos de la comunicación y la información y 275.000 euros irán destinados al Fondo del Centro de las Naciones Unidas para la Paz, el Desarme y el Desarrollo en América Latina y el Caribe.

Todas estas donaciones tiene como objetivo favorecer el cumplimiento de los Objetivos del Milenio, aprobados en 2000 y por los que se pretende erradicar la pobreza extrema y el hambre, lograr la enseñanza primaria universal, promover la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer o reducir la mortalidad infantil entre otros, antes del año 2015. En este sentido, España destinó más de 2.000 millones en 2007 para estos objetivos un presupuesto cuyo 34 por ciento fue destinado específicamente a erradicar la pobreza extrema.

"Se han conseguido progresos pero éstos son desiguales e insuficientes, lo que compromete seriamente la consecución de los Objetivos en la fecha prevista", señaló De la Vega en referencia a la actual situación, quien consideró que hace falta "un compromiso renovado de toda la comunidad internacional que debería concretarse en un plazo breve". De este modo, según el Gobierno, "el aumento de cantidad de ayudas es un reflejo inmediato del esfuerzo notable que España realiza en esta materia".