Actualizado 13/08/2007 21:44 CET

Crónica Internacional.- Yemen detiene a varios terroristas sospechosos de intervenir en el atentado a turistas españoles

- Fueron arrestados en una redada policial realizada al amancer en la provincia de Abien, al sureste del país

SANÁ, 13 Ago. (OTR/PRESS) -

Las fuerzas de seguridad yemeníes detuvieron hoy a varios terroristas islamistas sospechosos de estar implicados en el atentado que sufrió un grupo de turistas españoles en el Templo de la Reina de Saba el pasado 2 de julio Y que acabó con la vida de ocho compatriotas y dos yemeníes. Las detenciones de estos presuntos terroristas se llevaron a cabo en una redada policial realizada al amancer en la provincia de Abien, una zona montañosa al sureste de Yemen. No se produjo ninguna víctima mortal.

La operación policial se realizó bajo un gran despliegue, con helicópteros incluídos, y se prolongó durante varias horas en las que fueron detenidos un número indeterminado de terroristas. Una operación que, según afirman desde los servicios de seguridad yemeníes, se enmarca "en la caza constante de terroristas implicados en la planificación y realización de ataques terroristas" y se llevó a cabo gracias a la "colaboración ciudadana".

Según una información publicada por la agencia ofical yemení SABA recogida por OTR/Press, además de los impliados en el atentado contra los turistas españoles, en esta redadada las fuerzas de seguridad también detuvieron a varias personas acusadas de dar cobijo y encubrir a los terroristas. Durante la operación no se produjo ninguna víctima mortal ni daños materiales.

OTROS 15 DETENIDOS

El miercoles de la pasada semana las fuerzas de seguridad yemeníes mataron a cuatro miembros de Al Qaeda que presuntamente también estaban implicados en el atentado suicida contra el convoy español de turistas en el templo de la reina de Saba, en la provincia de Marib, una localidad situada a unos 150 kilómetros al este de Saná, la capital del país. La operación también se realizó de madrugada y en ella, además de los cuatro milicianos fallecidos, resultaron heridos dos soldados.

Entre los cuatro terroristas abatidos estaba Qassem al Rainy, un yemení considerado el número dos de Al Qaeda en este el país. Según explicó el gobernador de la región Aref al Zouka, este presunto terrorista era reclamado por Arabia Saudí y había escapado hace años de una prisión de Yemen. Además, Yemen dijo con anterioridad que sus fuerzas de seguridad mataron a un egipcio que ayudó a planear el ataque, perpetrado por un yemení de 21 años, Abdou Mohammad Rahiqa.

El pasado día 2 el semanario '22 de Septiembre', una publicación de las Fuerzas Armadas del país árabe, publicó los nombres y las fotografías de diez presuntos miembros de la célula terrorista que planificó y perpetró el atentado. En total, y sin sumar las detenciones de hoy, 15 personas han sido detenidas en relación con la investigación del atentado que acabó con la vida de 8 turistas españoles.