Actualizado 28/01/2011 16:44:11 +00:00 CET

Telefónica, Vodafone y Fujitsu-Magtel se adjudican un contrato con la Junta de Andalucía por 184 millones

El consejero de Economía, Antonio Ávila
JUNTA DE ANDALUCÍA

SEVILLA, 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Economía, Innovación y Ciencia, Antonio Ávila, ha anunciado este viernes que Telefónica, Vodafone y la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por Fujitsu y Magtel se han adjudicado un contrato de servicios de la Red Corporativa de la Junta de Andalucía, por valor de 184,3 millones de euros, donde se contemplan los escenarios de crecimiento futuro, especialmente en banda ancha en los campos Sanidad, Educación y Justicia con un horizonte de cuatro años.

En este sentido, ha indicado que si esos crecimientos previstos no se produjeran, dicha cuantía quedaría reducida a 164,8 millones de euros. En este contexto el ahorro sería de 71 millones, un 30% menos que la licitación anterior, que asciende a 236 millones. Estos ahorros alcanzarían el 35% en telefonía fija y el 55% en móvil, donde la Junta cuenta con 120.000 y 38.000 líneas, respectivamente.

Para la adjudicación del concurso negociado con publicidad para el que se han presentado 40 ofertas de 20 empresas para conseguir los nueve lotes, referentes a prestación de servicios de redes, telefonía fija y móvil, seguridad, datos, video o respaldo de sedes críticas. Esta Red da cobertura a 11.000 centros educativos, de salud, justicia, además de administrativos.

"El resultado de la adjudicación cumple los objetivos marcados, mediante una solución a progreso, que supone mayor capacidad de respuesta de la red y un avance en seguridad, además de ahorro de costes, mayor eficiencia, eficacia, calidad y permite introducir en el futuro nuevos avances tecnológicos", subrayó Ávila, que indicó que se trata de una de las mayores redes de Europa y la mayor en el ámbito público en España.

Según señaló, en la adjudicación se han tenido en cuenta tanto la mejor oferta económica y de ahorro de costes, como la propuesta que incluía un mayor número de mejoras tecnológicas futuras. En este sentido, en todos los lotes han ganado finalmente las ofertas que incluía la mejor propuesta económica, salvo en el lote referente a los nodos de interconexión y que ha ido a parar a la segunda mejor opción, la de Fujitsu y Magtel, ya que incorporaban mayores opciones de futuro.

MÁS DE 135 MILLONES PARA TELEFÓNICA

Del montante total, Telefónica se ha adjudicado cinco lotes por valor de 135,4 millones, el 73,5% del total. Así, la compañía dará servicio a la red principal de fibra óptica de la Junta (22,2 millones); a la red de alta capacidad de fibra óptica de las sedes mayores, con hasta diez gigas por segundo (30,4 millones); a la red de baja capacidad (42,5 millones); y el servicio de equipamiento, mantenimiento y consumo de voz fijo (39,6 millones).

Por su parte, Vodafone acumula tres lotes por valor de 37,4 millones, el 20,3% del total, y llevará a cabo el respaldo de las sedes críticas y de emergencia de la Junta para transmisión de datos, video y voz, un concepto nuevo del actual contrato valorado en 3,9 millones; y la telefonía móvil, que recoge la posibilidad de convergencia entre estos dispositivos y los fijos (33,4 millones).

Asimismo, Telefónica y Vodafone han sido adjudicatarias de sendos lotes, por valor de un millón de euros cada uno, para la prestación de un servicio de Internet con un ancho de banda de hasta diez gigas por segundo. En este sentido, las empresas servirán de respaldo mutuo en el caso de que surjan incidencias.

La UTE formada por Fujitsu y Magtel desarrollarán el nodo de interconexión para las redes, de Internet o científicas, por valor de 10,1 millones.

En la anterior convocatoria, realizada en 2004, el contrato abarcaba la prestación de servicios para 8.300 sedes, con 12.000 extensiones móviles y 97.000 fijas. Los seis lotes que se licitaban entonces quedaron repartidos entre Telefónica, que se adjudicó el servicio de datos, telefonía fija y video; Telvent, con el nodo de interconexiones y el respaldo; Iberbanda, con la red de accesos periféricos; y Vodafone, con la telefonía móvil.

INSTA A ARENAS A INFORMARSE DE LA REALIDAD DEL MERCADO

Preguntado por la propuesta del presidente del PP-A, Javier Arenas, de disminuir las líneas de teléfono de la Junta si llegase a gobernar, Ávila afirma que "cada cual es libre de plantear donde quiere hacer los recortes", aunque recuerda que dos de cada tres líneas de teléfono públicas en Andalucía están vinculadas a la sanidad, la educación o los servicios sociales, ascendiendo a tres de cada cuatro si se añaden las áreas de medioambiente o agricultura, que requieren el desplazamiento de personal en el campo.

"Desde la Junta no nos planteamos ningún recorte de líneas porque nos dedicamos globalmente a la prestación de servicios a los ciudadanos", añade Ávila, que insta a Arenas a que "se informe de cómo está la realidad y el mercado".

Así, anima al dirigente 'popular' a que hable con los gobernantes del PP que "tienen que gestionar las prestaciones de servicios con los ciudadanos y que son los que toman las decisiones al respecto". "Hay ayuntamientos del PP donde el número de móviles y las personas susceptibles de utilizarlo mantienen una ratio que supera a la Junta", explica Ávila, que apunta a los 38.000 móviles del Gobierno andaluz y a los más de 250.000 empleados públicos existentes.