Actualizado 01/03/2012 20:01 CET

David Bravo tacha la Ley Sinde-Wert de "perversa" y un "burdo atajo" para cerrar webs

David Bravo
DRAXUS CC FLICKR

SEVILLA, 1 Mar. (EUROPA PRESS TELEVISIÓN) -

El abogado especialista en Propiedad Intelectual y derecho informático David Bravo ha tachado de "perversa" la Ley Sinde-Wert, que ha entrado en vigor este jueves con el fin de evitar la descarga ilegal de contenidos protegidos por derechos de autor en Internet, al tiempo que ha afirmado que se trata de "un burdo atajo" para cerrar páginas web.

En declaraciones a Europa Press Televisión, Bravo ha valorado "negativamente" la entrada en vigor del nuevo Reglamento de la Comisión de la Propiedad Intelectual porque, a su juicio, es "grosero y un burdo atajo" para cerrar determinadas páginas web que, como ha dicho, "los jueces hasta la fecha aseguraban que no infringían el derecho de Propiedad Intelectual".

"Esta ley lo único que hace es cambiar al árbitro de la contienda dejando las mismas normas del juego aparentemente para que ese árbitro, que es un órgano administrativo, dicte resoluciones distintas e, incluso, opuestas a las que los jueces estaban dictando", ha manifestado el abogado.

En este sentido, ha añadido que este nuevo reglamento "puede afectar a cualquiera", a pesar de que "los distintos ministros Sinde y Wert han dicho continuamente que sólo va contra páginas que ganan mucho dinero con la piratería".

Según Bravo, "para nada se asemeja a lo que contempla la ley" porque, como ha señalado, "lo único que establece es un procedimiento administrativo que puede ir contra cualquier persona porque alguien crea que está infringiendo su derecho de Propiedad Intelectual, tenga o no ánimo de lucro". De hecho, a apostillado que "entra cualquiera, ni siquiera excluye la opción" de lucrarse a costa de otros.

Con este nuevo Reglamento de la Comisión de la Propiedad Intelectual, "el Gobierno está acudiendo a la teoría del fin justifica los medios, diciendo que es muy importante proteger los derechos de Propiedad Intelectual y de autor, y hablando del fin pretenden justificar el medio que el la ley", ha criticado.

Sin embargo, ha proseguido, "no hay ningún fin que justifique esta ley" porque, como ha dicho, "lo que hace es apartar a los jueces que estaban dictando resoluciones que no beneficiaban a una determinada industria".

Por último, ha afirmado que "lo peor" de todo es que "esta ley no va a servir para los fines que supuestamente pretende" porque, a su parecer, "Internet ha demostrado su capacidad de adaptarse al medio continuamente, encontrando la forma de compartir contenido, por lo que es una realidad imposible de parar".