Ciudadanos achaca al Gobierno una política educativa al gusto de sus socios y Celaá defiende la diversidad

Publicado 31/10/2018 14:37:07CET
Ricardo Rubio - Europa Press

   MADRID, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

   Ciudadanos ha acusado al Gobierno, este miércoles en el Congreso, de basar su derogación de la LOMCE en temas como la Religión y la escuela concertada que son, según ha indicado, los temas que preocupan a los socios del PSOE en la moción de censura. Estas acusaciones no han gustado a la ministra, quien ha apuntado que su departamento defiende la diversidad y trabaja por la equidad, mientras que el problema de los 'naranjas' es que quieren recentralizar la Educación.

   En una interpelación urgente que la portavoz de Educación de Ciudadanos, Marta Martín, ha dirigido a la ministra de Educación y FP, Isabel Celaá, la diputada ha destacado que los socialistas tienen un "marrón" para poder sacar adelante la reforma de una ley orgánica, como es la LOMCE, porque necesitan una mayoría que no pueden conseguir con sus 84 diputados.

   "Por eso han tenido que contentar a sus socios nacionalistas y populistas prometiéndoles la cabeza de la Religión, de la concertada y de otras cosas", ha declarado Martín, antes de señalar que si el camino es éste, el Gobierno no contará con el apoyo de Ciudadanos.

   Eso sí, Martín ha tendido la mano al Ejecutivo si desea "hacer una reforma de calado" para "resolver la cuestión de la inequidad territorial" que, según ha explicado, es "prioritaria" para su formación. De hecho, ha propuesto a la ministra dos acciones que, si se llevaran a cabo, contarían con el apoyo de los de Albert Rivera: una reforma de la Alta Inspección Educativa para que tenga capacidad ejecutiva y garantizar la igualdad de enseñanza en todas las autonomías, y dar cumplimiento al derecho de los españoles a aprender el castellano y que, al menos, el 25% de la enseñanza se realice de manera vehicular en este idioma.

   "Ustedes lo que quieren es avanzar en el camino de la recentralización", ha contestado Celaá a estas declaraciones de Martín, para señalar que el Ejecutivo socialista está a favor del Estado autonómico. "E incluso iríamos un poquito más allá", ha apuntado, antes de asegurar que "nada ha habido en la historia de España que haya ido mejor para el país que el Estado autonómico", porque permitió acercar las administraciones a los administrados y trabajar por sus intereses y mejora.

DIFERENCIAS SOCIOECONÓMICAS Y SOCIOCULTURALES

   Para Celaá las acusaciones de Martín sobre las diferencias territoriales en materia de Educación "no son la realidad" y le llama a mirar porcentajes de desigualdad en una misma autonomía, en donde, según ha apuntado, existen "brechas" dentro de su propio territorio porque, a su juicio, estas diferencias no son consecuencia del centro educativo, sino por las "externas" que rodean al propio colegio.

   "No es el territorio, es el índice socioceconómico y sociocultural. Por eso el Gobierno del PSOE en lo que está trabajando es en tratar de compensar las desigualdades externas", ha apuntado.

   Para la portavoz de Ciudadanos, es "preocupante" que la ministra no reconozca que las diferencias entre autonomías, en materia educativa, sí que existen y que el Ejecutivo no haya escuchado en estos meses algunas de sus propuestas, sobre la situación de los docentes o en las pruebas de acceso a la universidad, en donde, según ha indicado, se pueden ver esas faltas de igualdad.

   Para Martín, existe un problema de gestión en la Educación porque se ha hecho "dejación de funciones", negociando y cendiendo espacios a las comunidades autónomas. Para la diputada, si se mantiene esa situación, las desigualdades entre territorios se "van a consolidar" y serán "difíciles de corregir". Por ello, ha insistido en su petición a Celaá para que trabaje porque "no haya desigualdades en función del territorio" y le ha tendido de nuevo la mano para trabajar por la equidad.

UNA LEGISLACIÓN UNIFORME

   "El Gobierno ha decidido modificar los aspectos más vulneradores de la LOMCE y debatirlo con los grupos parlamentarios y la sociedad", ha contestado la ministra, que ha lamentado las diferencias de visión entre su departamento y Ciudadanos porque, a su juicio, si no hay consenso en el diagnóstico, es difícil ponerle solución.

   También ha reconocido diferencias en el planteamiento del sistema educativo. Para Celaá, los 'naranjas' quieren una legislación para un país "homogéneo" y "uniforme", cuando, a su juicio, hay que legislar para la "diversidad". "Eso es lo que vienen haciendo los fondos de cooperación territorial, las becas, las ayudas a los libros de texto y las ayudas a las familias. Para compensar desigualdades. Es la política que hacemos", ha aclarado.