La comunidad educativa lamenta que la investidura fallida retrase reformas y prolongue la "interinidad" en la educación

Actualizado 25/07/2019 18:29:15 CET
Colegio, aula, primaria, infantil, clase, niño, niña, niños, jugando, jugar, juegos, profesor, profesora, profesores
Alumnos y alumnas de Primaria, durante una explicación en clase - EUROPA PRESS - Archivo

"En septiembre volveremos a las aulas sin las políticas que necesitamos desde hace años", coinciden estudiantes y docentes

MADRID, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

Diversas voces de la comunidad educativa han lamentado la investidura fallida de Pedro Sánchez porque la ausencia de estabilidad política postergará reformas que consideran urgentes prolongando la "interinidad" de la normativa actual del sistema educativo en España.

En esos términos se ha expresado el presidente de la organización estudiantil CANAE, Carles López, a Europa Press: "Que no haya gobierno aumenta esta situación de interinidad de la normativa educativa que tenemos". López señala por ejemplo la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), que fue aprobada en solitario por el Partido Popular en 2013. Entonces, desde la oposición se proclamó que la ley nacía muerta por carecer de cualquier consenso. Sin embargo, seis años después se mantiene en vigor.

"En septiembre volveremos a las aulas sin las políticas que necesitamos desde hace años", lamenta este representante de los estudiantes, recordando las asignaturas pendientes de la educación que se no se pueden aprobar sin gobierno y sin nuevos presupuestos, como la mejora del sistema de becas y ayudas. "La educación debe ser una prioridad y un área compartida en la que no entre el juego político", añade.

También desde el ámbito estudiantil, Eva Madariaga, del Frente de Estudiantes, califica de "imprudente" el enfrentamiento "teatral" de PSOE y Unidas Podemos que ha frustrado la formación de gobierno.

"Que la LOMCE siga vigente tiene una traslación directa a la vida cotidiana de los estudiantes y profesores, y no sabemos qué va a pasar con la propuesta de ley que la derogaba", explica aludiendo al proyecto de reforma preparado por el Ministerio de Educación de Isabel Celaá, que fue aprobado en febrero en Consejo de Ministros el mismo día que se adelantaron las elecciones generales, sin llegar a tramitarse parlamentariamente.

SINDICATOS: "SE PIERDE OTRO CURSO"

"Es una mala noticia", resume la responsable de enseñanza de UGT, Maribel Loranca. "La ausencia de gobierno supondrá que se pierde otro curso más sin poder afrontar las reformas que necesitamos y sin que a los docentes se les reconozca el esfuerzo hecho durante los años más duros de la crisis y se les restauren derechos perdidos", añade.

Loranca afirma que "el sistema educativo no puede esperar más", y apremia a PSOE y Unidas Podemos a formar gobierno. "De ellos depende situar la educación en primera línea de la agenda política, lo que supondría aumentar la inversión, derogar la LOMCE y reanudar el diálogo social con los representantes de los trabajadores. Sólo pedimos que cumplan las promesas hechas a los ciudadanos", apostilla.

El secretario general de la federación de Enseñanza de CCOO, Francisco García, coincide en que la educación necesita un importante incremento de financiación tras años de recortes. "No podemos seguir trabajando en educación con unos presupuestos ya prorrogados de hace dos años, y hace falta tomar medidas como modificar la LOMCE, recuperar los profesores perdidos o mejorar las políticas de becas y ayudas", expone.

CONCERTADA: "CASI PREFIERO IR A SEPTIEMBRE"

La valoración no resulta muy distinta desde el sector de la educación concertada privada. El presidente de la Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y Padres de Alumnos (CONCAPA), Pedro Caballero, asegura que ve "con preocupación" que la vuelta al cole se produzca sin gobierno estable.

"Ahora: después de lo que hemos visto hoy, casi prefiero ir a septiembre", añade el presidente de CONCAPA reiterando una petición expresada "20.000 veces" por su organización: "un pacto social y político que dé tranquilidad al sistema educativo".

Desde la patronal de centros educativos Escuelas Católicas admiten cierto alivio por la investidura fallida. "Los postulados de Podemos sobre la educación concertada no son los que más nos gustan, y podíamos tener cierto temor a lo que pudiera pasar", explica su presidente José María Alvira, aunque confiaba en que el Ministerio de Educación siguiera dirigido por Isabel Celaá en un gobierno de coalición --"es un equipo con el que se puede dialogar", asegura-- y también considera que la situación de "inestabilidad" política prolonga la "situación de interinidad" en la educación.

Contador

Para leer más