8 de abril de 2020
 
Actualizado 24/01/2011 11:35:51 +00:00 CET

El Congreso debate revisar los derechos y deberes de los escolares

MADRID, 24 Ene. (EUROPA PRESS) -

El primer pleno del Congreso del año, que tendrá lugar este martes, debatirá una proposición no de ley registrada por los 'populares' en la que reclaman una revisión de los derechos y deberes de los escolares para su adaptación a las necesidades actuales.

En la propuesta, registrada el 1 diciembre por el portavoz del PP en Educación, Juan Antonio Gómez Trinidad, los 'populares' instan al Gobierno a que, en el plazo de tres meses, presente una normativa reguladora de los derechos y deberes de los estudiantes que establezca un procedimiento efectivo y que apoye a la autoridad del profesorado, al centro educativo, y asegure el clima adecuado para garantizar el derecho al estudio que tienen los alumnos.

La portavoz de los 'populares', Soraya Sáenz de Santamaría, ha explicado en este sentido que el principal objetivo de la propuesta reside en buscar el "buen clima" en las aulas, ya que en 2010 se conocieron "datos muy preocupantes", no sólo de la baja calidad del sistema educativo español, sino también del aumento de la situación de violencia y alteración en las aulas.

"Reclamamos un marco de derechos y deberes de los alumnos y también de los profesores, centrado en el respeto al compañero, al profesor, a la autoridad del profesorado y a la búsqueda de elementos que mejoren esa convivencia, desde los primeros años en la escuela", ha explicado la portavoz 'popular'.

SERIOS PROBLEMAS DE DISCIPLINA

En la exposición de motivos, a la que tuvo acceso Europa Press, el PP argumenta que la aparición frecuente de serios problemas de disciplina, el aumento de amenazas y acoso por parte de padres y alumnos a profesores, hace "necesaria" la elaboración de una normativa básica en la materia.

"Es necesario establecer un marco equilibrado de convivencia para garantizar el ejercicio de los derechos de los profesores, alumnos y familias, y promover el cumplimiento de sus respectivas obligaciones", afirma el PP.

Es más, indica que desde hace 15 años se aprobó el Real Decreto por el que se establecen los derechos y deberes de los alumnos y las normas de convivencia en los centros, por lo que consideran "prioritario" actualizarla, con el objetivo de adecuarla a los fines y objetivos sobre los que se asienta la Ley de Educación, así como los nuevos retos educativos.

El Grupo Popular en el Congreso ya defendió en diciembre una proposición no de ley, que fue rechazada, para que el Gobierno impulse una evaluación general a todos los alumnos al final de cada etapa educativa, con el fin de comprobar el grado de adquisición de los conocimientos y competencias básicas en relación con los objetivos correspondientes a cada ciclo y así reducir la tasa de fracaso escolar.