Actualizado 25/07/2012 18:57 CET

Aumenta el abandono de animales y descienden los ingresos de las protectoras

Perros en Adopción
CEDIDA A EUROPA PRESS

MADRID, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

La disminución de las ayudas públicas y de aportaciones de socios están poniendo a las protectoras de animales españolas "al límite de sus posibilidades", según advierte Fundación Affinity, que alerta también de que el abandono de animales ha aumentado por la actual crisis económica.

Así, la fundación advierte de la difícil situación que viven las protectoras animales por la coyuntura financiera, ya que se han reducido las ayudas públicas y las aportaciones de socios, que son dos partidas clave en los presupuestos de estas entidades cuya función social califica de "imprescindible".

Además, ha consultado a distintas protectoras que coinciden en señalar que las adopciones se mantienen o disminuyen levemente, al tiempo que el abandono va en aumento.

Según el estudio de Fundación Affinity sobre el 'Abandono de animales de compañía', en 2010 se recogieron un total de 109.074 perros y 35.983 gatos, es decir que en España se abandona una media de 400 perros y gatos cada día. En la investigación, los datos apuntan que el 27 por ciento de estos abandonos se debe a los factores económicos.

En este sentido, la presidenta de la Societat Protectora d'Animals de Mataró (SPAM), Silvia Serra, explica que hay más abandonos y muchsa más personas llaman y escriben contando que no se pueden hacer cargo de sus animales. "Sólo a nosotros nos llegan una media de 10 casos diarios y algunos son realmente dramáticos", ha apuntado.

Así, Serra añade que los casos más habituales son personas que vuelven a vivir a casa de los padres, que ya no pueden mantener a sus animales, gente que ha perdido su casa, otros que vuelven a su país de origen o que tienen que ir a vivir a un piso de alquiler donde no permiten animales, etcétera. Asimismo, ha destacado que hay muchos dueños que tienen perros y gatos mayores que los dejan porque no pueden afrontar los gastos veterinarios.

Respecto a las ayudas públicas, ha comentado que la mayoría de Ayuntamientos mantienen el servicio de recogida de animales pero ajustando "mucho el precio y pagando más bien tarde", mientras que las ayudas han desaparecido. Sin embargo, valora que afortunadamente el número de socios se mantiene y el de adoptantes aumenta porque es más económica que la compra. En todo caso, lamenta que mientras los ingresos disminuyen, los gastos de manutención de animales, de personal, de servicios veterinarios y de suministros, son "iguales o más caros que antes.

Por su parte, la presidenta de El Refugio de Sevilla, María Teresa González, considera que este año es "peor que nunca" porque han aumentado los abandonos y las adopciones han disminuido levemente. "Solo vivimos de las aportaciones de los socios, del trabajo de los voluntarios y de las actividades que, con mucha imaginación, organizamos para recaudar fondos para nuestros animales", ha manifestado.

En Madrid la situación es similar, de acuerdo a la protectora ANAA, cuya presidenta Pilar del Cañizo asegura que se está notando un "progresivo y constante descenso de ingresos por donativos y cuotas de socios, así como de las adopciones de animales" y se han incrementado las devoluciones de animales adoptados a causa de cambios de situación de los propietarios que alegan distintas cuestiones económicas para no hacerse cargo del animal que habían adoptado.