'Nala', una joven leona rescatada del tráfico ilegal, es repatriada a un santuario de felinos en Sudáfrica

Leona Lana, rescatada del tráfico ilegal
MINISTERIO PARA LA TRANSICIÓN ECOLÓGICA
Actualizado 10/10/2018 21:14:22 CET

   MADRID, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

   'Nala', una joven leona rescatada del tráfico ilegal, ha sido repatriada a un santuario de felinos en Sudáfrica donde pasará el resto de su vida tras el acuerdo alcanzado entre el Ministerio para la Transición Ecológica y la organización APP Primadomus para reubicar al animal en su medio natural.

   El caso de 'Nala' es una historia con final feliz, que comenzó a finales de 2016, cuando las autoridades francesas detectaron un criadero ilegal de felinos para exhibición en circos, con tigres y leones en un estado de salud y una condición física general deficientes.

   'Nala' era uno de ellos pero, gracias a la organización de bienestar animal APP-Primadomus, su recuperación ha sido posible, como relata el Ministerio para la Transición Ecológica.

   Primadomus es un centro de rescate y rehabilitación de mamíferos exóticos no domesticados, situado en Villena (Alicante), que ha acogido a 'Nala' durante más de un año hasta garantizar su recuperación y un estado físico óptimo para comenzar una nueva vida en un medio más natural para ella y en compañía de otros leones.

   Así, 'Nala' viajará este miércoles 10 de octubre hacia Sudáfrica, a su nuevo hogar: Lionsrock, un santuario para felinos gestionado por Four Paws, una fundación internacional para el bienestar animal. Se trata de un área de 1.250 hectáreas en la que actualmente viven varios leones de distintas edades y un tigre, junto a cebras, ñus, caballos y antílopes. Entre los leones de Lionsrock está 'Saeed', un joven león rescatado en Siria, con quien 'Nala' podría formar una pareja.

    El Ministerio subraya que la suerte que ha corrido 'Nala' no es la habitual ya que son muchos los animales vivos que son objeto de tráfico internacional y posesión ilegal. Sólo unos pocos casos son denunciados y/o detectados y finalmente intervenidos y decomisados por las autoridades policiales, la Guardia Civil y las autoridades nacionales CITES.

   Muchos de ellos son enviados a centros de rescate, que en ocasiones están al límite de su capacidad. En estos centros, los animales son cuidados y atendidos, pero la anterior privación de libertad, el aislamiento y falta de interacción con otros congéneres, provocan que los animales padezcan a menudo estrés, pierdan peso, lleguen a enfermar o incluso a morir.

   Ante este escenario, MITECO indica que impulsa y coordina su Plan TIFIES (Plan de Acción Español contra el Tráfico Ilegal y el Furtivismo Internacional de Especies Silvestres) entres cuyos objetivos se encuentra la reintroducción de los animales silvestres procedentes del tráfico internacional a su medio natural, del que nunca debieron haber sido extraídos, lo que se denomina como 'repatriaciones' de fauna silvestre.

   El fin global de TIFIES es contribuir a combatir el furtivismo y el tráfico internacional de especies silvestres y revertir el daño causado a los animales víctimas del tráfico internacional, devolviéndolos a su medio natural.

SITUACIÓN DE LA ESPECIE

   Según recientes estudios publicados en 2015 y 2017 (Royal Society de Londres y Academia Nacional de Ciencias de EEUU), el área de distribución del león se ha reducido en un 94% en el planeta. En África, el declive de la población de leones es de en torno al 38%, en solo 20 años, entre 1993 y 2014, correspondiendo las mayores contracciones al este, oeste y centro de África (57% y 66%) y se estima que solamente sobrevivían en libertad unos 20.000 leones.

   La población de leones de África occidental se encuentra al borde de la desaparición. Se estima que quedan menos de 600 ejemplares de esta subpoblación que presenta características genéticas diferenciadas de la población de la zona oriental, más numerosa.

   Según la misma fuente, solamente 8 países africanos de los 28 de su área de distribución albergan más de mil leones. Se estima que sólo en Kenia mueren, a manos del hombre, una media de 100 leones al año. De mantenerse esta cifra, supondrá la total desaparición del león en este país en el 2030 si no se toman medidas urgentes.

Contador