La cuarta ola de calor, la "más intensa y prolongada" del verano en España, deja récords: 23 de agosto, día más cálido

Un termómetro con una temperatura de 40ºC durante la cuarta ola de calor del verano, a 23 de agosto de 2023, en Bilbao, Vizcaya, País Vasco (España).
Un termómetro con una temperatura de 40ºC durante la cuarta ola de calor del verano, a 23 de agosto de 2023, en Bilbao, Vizcaya, País Vasco (España). - H.Bilbao - Europa Press
Publicado: viernes, 25 agosto 2023 12:57

   El 24 de agosto, Logroño registra la efeméride absoluta, con 43,3ºC, y Zaragoza vive su primera noche tórrida

   MADRID, 25 Ago. (EUROPA PRESS) -

   La cuarta ola de calor de este verano en España, la "más intensa y prolongada" que ha vivido el país, ha dejado varios récords como el hecho de que este 23 de agosto haya sido el día más cálido de la época estival y haya sido calificado como "día de horno", según el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), José Ángel Nuñez.

   En el caso del 23 de agosto de 2023, Nuñez detalla que fue el día más caluroso del verano en España, cuando se alcanzó la tercera temperatura media más alta de la serie histórica --con máximas de 43,9ºC en Miranda de Ebro (Burgos) y Tortosa-Roquetes--, tras los registros del 14 de agosto de 2021 y del 10 de agosto de 2012. En cuanto al día 22 de agosto, es el cuarto de la serie y el día 21 de agosto, el noveno.

   De este modo, la actual ola de calor sitúa a estos tres días entre los 10 más cálidos en España desde, al menos, 1950. Nuñez precisa que hasta ahora nunca se había registrado en España una ola de calor "tan tardía como la actual con esta intensidad y extensión". Una valoración similar están haciendo países vecinos como Francia, donde Meteofrance informa de que su "indicador térmico nacional alcanzó (el 23 de agosto) un valor nunca antes registrado después del 15 de agosto".

   Hasta este 23 de agosto, se llevaban 17 récords de días cálidos en España en 2023, que es probable asciendan a 19 en 2023, según AEMET. El modelo teórico indica que el número de récords para todo el año 2023 sería de cinco, por lo que a final de agosto ya se cuadriplica la previsión para un clima no alterado.

   Así, en la red principal de AEMET, el ranking de temperaturas máximas lo encabezan estaciones del valle del Ebro tan distantes como Miranda de Ebro (Burgos) y Tortosa-Roquetes con 43,9ºC, seguidas por Tablada (Sevilla) y Carmona (Sevilla) con 43,5ºC y 43,4ºC. Destacan también Ramales de la Victoria (Cantabria) con 43,3ºC y Orozko-Ibarra (Vizcaya) con 43,1ºC. Además, en la estación situada en el recinto del Aeropueto de Bilbao se registró una máxima de 44,0ºC.

   En cualquier caso, los valores máximos superaron los 40ºC en puntos del sur gallego, zonas aisladas de Asturias y Cantabria. Esta temperatura fue la tónica general en gran parte del Valle del Ebro e interior de Cataluña, en zonas extremeñas cercanas al valle del Tajo, Madrid y Castilla La Mancha, aunque predominaron en el valle del Guadalquivir.

   Con respecto a las temperaturas mínimas en la madrugada del 23, fueron excepcionalmente cálidas en muchos puntos, como los 29,4ºC de mínima en el Observatorio Fabra de Barcelona, valor absoluto de la serie, y valores de noche tórrida superior a 25ºC de mínima en Tarifa, Getafe, Madrid-Retiro y Segovia, nunca antes observados en un mes de agosto, según AEMET.

   La AEMET también ha enumerado que se dieron numerosas noches tropicales de más de 20ºC en varias comunidades autónomas durante la madrugada del 24 de agosto, a excepto de las estaciones litorales del norte y zonas del interior en las que el enfriamiento nocturno propiciado por una mayor duración de las noches alivió el calor diurno.

   También se registraron noches tórridas con mínimas de 25ºC en el Valle del Ebro y zonas próximas al Mediterráneo, como los 27ºC de Carboneras (Almería), los 27,7ºC de Aramaio, Etxaguen (Álava), 28,1ºC en Castuera (Badajoz) o 26,2ºC en Bañalbufar (Mallorca).

   Lo mismo ocurrió en otras estaciones españolas, como los 27,7ºC registrados en Barcelona Drassanes; 29,3ºC en Irún (Guipúzcoa); 27,7ºC en Alfaro (La Rioja); 27,2ºC en Tejeda (Gran Canaria); 28,7ºC en Areso (Navarra) y 26,6ºC en Segovia ciudad así como los 28,5ºC alcanzados en Osuna (Sevilla).

   El 24 de agosto, Logroño Aeropuerto ha registrado la efeméride absoluta, con 43,3ºC. También destacan otras máximas como los 41,3ºC de Pamplona Aeropuerto y Lérida, con 41,2ºC. En cuanto a las mínimas, Zaragoza ha vivido su primera noche tórrida, con 25ºC, la igual que Getafe (Madrid). La mínima más alta se alcanzó en Barcelona Aeropuerto, con 26,8ºC.

EL 27 DE AGOSTO, ENTRE LOS MÁS FRÍOS DESDE 1950

   De cara al fin de semana, la bajada de temperaturas va a ser muy significativa, con valores medios típicos de principio de otoño durante este domingo y el lunes. La AEMET añade que, aunque habrá una ligera recuperación, el final del mes de agosto y el inicio de septiembre tendrán un ambiente fresco.

   Así, por ejemplo, la temperatura prevista para este domingo, "no es un extremo absoluto, pero es muy raro estos registros un 27 de agosto", precisa la AEMET que precisa que incluso llega a ser inferior al percentil 5, por lo que estará entre el 5% de días 27 de agosto más fríos desde, al menos, 1950.