Actualizado 29/05/2012 13:14 CET

Exteriores admite la creciente complejidad de liberar a los secuestrados en Malí

José Manuel García Margallo
EUROPA PRESS

MADRID, 29 May. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha admitido este martes que la liberación de los dos españoles secuestrados en Malí "se ha complicado enormemente" a raíz de los sucesos que se están sucediendo en el país africano desde que tuvo lugar un Golpe de Estado el pasado 22 de marzo y entre los que se enmarcan la declaración de la independencia del norte de Malí por parte de los rebeldes tuaregs del Movimiento Nacional para la Liberación de Azawad (MNLA).

"El problema de Malí es que digamos que esto estaba prácticamente arreglado. Yo me desplacé a allí, tuve una entrevista con el ministro de Exteriores y con el Presidente de la República y luego hubo un golpe de Estado. Eso complicó enormemente el tema y en estos momentos ayer mismo se declaró la independencia de Azawad, que es precisamente la zona en la que están", ha reconocido en una entrevista en RNE, recogida por Europa Press.

No obstante, aunque Margallo ha lamentado los acontecimientos, ha asegurado que los españoles se encuentran "bien" y que el Gobierno español está haciendo todo lo posible para liberarles. "Eso las familias lo saben, que hablamos con ellas prácticamente todos los días. Estamos haciendo todo lo que está en nuestras manos", ha defendido, para recordar, por otra parte, que "sólo en Malí hay veinte secuestrados" de diferentes nacionalidades.

Por otra parte se ha referido a los otros dos españoles secuestrados en Somalia y aunque ha explicado que de su liberación se está encargando la ONG Médicos Sin Fronteras, ha afirmado que son también una preocupación del Gobierno Español y así lo va a manifestar durante una cumbre sobre la piratería en Somalia en la que tiene previsto participar en Estambul próximamente.