Musulmanes de España aseguran que la amenaza terrorista no está en las mezquitas

Publicado 04/07/2015 12:01:34CET

MADRID, 4 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Unión de Comunidades Islámicas de España (CIE) y responsable de la Comisión Islámica de España (CIE), Riay Tatary, ha asegurado que en las mezquitas españolas no tienen cabida los extremistas o violentos que realizan un discurso de propaganda en favor del terrorismo y que, por tanto, la amenaza no está en estos templos sino en los propios extremistas.

"No hay que confundir el síntoma con la enfermedad, la amenaza viene de los extremistas violentos y de los terroristas. No se detectan captadores activos sino que pueden realizar su propaganda por Internet y llegar a todo el mundo, pero no desde las mezquitas donde se explica la Palabra de Dios y los dichos y hechos del último profeta, Mahoma", explica Tatary en una entrevista con Europa Press.

En este sentido, ha subrayado que precisamente la formación religiosa que se ofrece en la mezquita --a través de charlas, conferencias, sermones o catequesis-- es "el mejor antídoto ante los intentos de manipulación". También lo sería, según apunta, que les "permitieran impartir clases de religión islámica en los centros educativos donde hay demanda".

Tatary, que ha mostrado su "absoluta condena" ante los atentados en Túnez y Francia, reconoce que a veces es "relativamente fácil" sacar de contexto citas bíblicas o coránicas, "retorciendo su sentido y manipulando a gente poco formada".

Por ejemplo, señala que en el Corán se habla "en términos históricos" de "combatir a quien te combate, solo como defensa legítima" y se añade que "hay que inclinarse a la paz si el otro también lo hace". Este punto hay que aclararlo, según puntualiza, porque "los manipuladores proclamarán solo la parte del combate callando su contexto, incluso el histórico, y la parte de clemencia y perdón".

EXPERTOS EN CORÁN

Además, advierte de que "la mayoría" de traducciones del Corán que hay en el mercado contienen "aberraciones teológicas" porque el texto no ha sido tratado con la veneración debida por un equipo de teólogos hermeneutas y de filólogos lexicógrafos. También detectan algunas "confusiones" en jóvenes que mezclan las costumbres de su familia con la religión. Por todo ello, en las mezquitas son habituales los cursos de lectura del Corán para niños, jóvenes y adultos.

El responsable de la CIE, también se refiere a la reforma del Código Penal, que ha entrado en vigor esta semana, para aclarar que la introducción del artículo 510 bis --que puede castigar con el cierre de los locales donde se incite al odio o la violencia-- "no tiene como finalidad primordial cerrar mezquitas".

Según ha explicado Tatary, si se detectara que el discurso de un imam de una mezquita de España es "inadecuado" o "enfrenta contra otros", se tomarían medidas sobre la persona en cuestión, primero formándola e informándola sobre su entorno y segundo, en caso de que no rectifique, "inhabilitándola" pero "no cerrando la mezquita". "Los responsables, en todo caso, son las personas, no los objetos e inmuebles", concreta.

LEY DE SEGURIDAD CIUDADANA

Sobre la Ley de Seguridad Ciudadana, que entró en vigor el pasado miércoles, y según la cual los agentes de los Cuerpos de Seguridad podrán requerir la identificación de las personas cuyo rostro no sea visible cuando existan indicios de infracción, el responsable de la CIE cree que no tiene por qué ser utilizada para acosar a las religiosas musulmanas con nicab --prenda que deja libre los ojos--.

"En principio no se debería tener más preocupación que con bufandas, bragas de cuello, cascos de moto o pasamontañas en su uso cotidiano y solo ante la posible comisión de infracción o delito", sostiene Tatary, al tiempo que recuerda que el burca --que cubre todo el cuerpo y tiene una rejilla para los ojos-- "no existe en España" y se trata de una prenda local afgana.

ELECCIONES

Ante las próximas elecciones generales, Tatary piensa que aún es pronto para evaluar cómo van a argumentar nuevos partidos políticos como Podemos sobre los temas que afectan a los musulmanes, como la apertura de mezquitas y cementerios, los profesores de religión o los asistentes religiosos, aunque afirma que "intolerantes a lo religioso" o solo al Islam los encuentran en formaciones políticas "de muy diferente signo".

En esta línea, apuesta por la "separación entre lo político y lo religioso" de forma que, si bien apoyan a los musulmanes que quieren hacer carrera en la política, ven "totalmente inapropiado" que cargos políticos se introduzcan en las representaciones religiosas de algunas comunidades y federaciones confesionales.

Tras las elecciones autonómicas y municipales, el responsable de la CIE, que también es imam de la Mezquita Central de Madrid, reconoce que aún no ha habido tiempo para reunirse con la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, y con la presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes, pero tiene intención de hacerlo en un futuro próximo para abordar las necesidades de la comunidad musulmana.