Toni Cantó dice que Ciudadanos está a favor de la prisión permanente pero pide reformar el tercer grado y los permisos

El diputado de Ciudadanos Toni Cantó
CIUDADANOS
Publicado 19/12/2018 18:09:43CET

Aboga por alejarse de "los extremos" que buscan "criminalizar a un sexo, un género o una etnia"

MADRID, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

El diputado de Ciudadanos Toni Cantó ha afirmado este miércoles que su partido está "a favor de la prisión permanente revisable" y que lo que hay que hacer para tratar de prevenir ciertos crímenes es modificar la ley en lo relativo a los permisos penitenciarios y el tercer grado.

"Estamos a favor de la prisión permanente revisable. Lo que creemos es que no es suficiente y que el verdadero agujero por el que se cuelan personajes tan peligrosos" como el autor de la muerte de Laura Luelmo --cuyo cuerpo fue hallado este lunes a las afueras de El Campillo (Huelva)-- es "la aplicación del tercer grado y de los permisos" penitenciarios, ha dicho en declaraciones a laSexta, recogidas por Europa Press.

El diputado ha recordado que a principios de año, después de que el PNV planteara en el Congreso derogar la prisión permanente revisable, Ciudadanos ya propuso en una enmienda endurecer los requisitos que deben cumplir los condenados por delitos de "especial gravedad" para acceder al tercer grado y a permisos penitenciarios, defendiendo la necesidad de garantizar el cumplimiento íntegro y efectivo de las penas en determinados casos.

De haber sido aprobada esa enmienda, que fue rechazada por el Pleno de la Cámara Baja en marzo, "hubiera solucionado muchos de los dramas que estamos viviendo en nuestro país", ha asegurado. Previamente, en octubre de 2016, Ciudadanos se había abstenido en la votación de una proposición no de ley del PNV para emplazar al Gobierno a derogar la prisión permanente por considerar que los partidos no debían posicionarse sobre la prisión permanente sin escuchar antes al Tribunal Constitucional.

"AVERGONZADO" DE QUE SE SAQUE RÉDITO CON ESTE CRIMEN

Cantó ha señalado que, durante la sesión de control al Gobierno de este miércoles, "algunos partidos" a "ambos lados" de la bancada de Cs "han utilizado algo tan serio y tan desgraciado" como la muerte de la joven profesora "de una manera completamente oportunista" con el fin de "sacar rédito político". "Francamente, me he sentido un poquito avergonzado", ha añadido.

En relación con este crimen, el líder del PP, Pablo Casado, ha pedido no derogar la prisión permanente revisable y ha apostado por incluir nuevos supuestos en esta pena. Sánchez, que ha anunciado que se aprobarán medidas para "reforzar la seguridad de las mujeres", le ha respondido que no eliminará esa pena mientras el Tribunal Constitucional no se pronuncie al respecto, pero ha apuntado que, en cualquier caso, no ha servido para evitar el "cruel asesinato" de Luelmo.

Posteriormente, tanto la portavoz adjunta de Unidos Podemos, Ione Belarra, como la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, han afeado a Casado su reivindicación de la prisión permanente revisable. Además, Belarra le ha pedido que "deje en paz a las mujeres" y Calvo ha dicho que el papel de la derecha ha sido "recurrir todas las leyes con las que las mujeres se hacen respetar en este país".

El diputado de la formación naranja ha apostado por garantizar que en España todas las personas puedan sentirse seguras cuando salen a la calle y ha dicho que él prefiere alejarse de "los extremos" que, ante un crimen como el de Laura Luelmo, intentan "criminalizar a un sexo, un género o una etnia".

GARANTIZAR QUE TODO EL MUNDO SE SIENTA SEGURO

A la pregunta de si los políticos deberían tener en cuenta las reivindicaciones del feminismo, ya que algunas mujeres sostienen que no se sienten tan seguras como un hombre cuando, por ejemplo, salen a correr a la calle, como hizo Laura Luelmo, Cantó ha contestado: "Yo no mezclaría los temas".

"A mí me parece que habrá mucha gente que quiera criminalizar a un sexo, un género o una etnia, y ahí están los extremos. Yo me querría alejar", ha manifestado, agregando que el hecho de que una mujer haya sido "abordada" por la calle y "asesinada", mientras se investiga si también fue agredida sexualmente, es "una auténtica desgracia".

"Quiero reivindicar que vivimos en uno de los países más seguros del mundo. Y sí que quiero garantizar que haya herramientas para permitir que ella y que todos los demás podamos... mi hija, mi hijo, mi familia, todas las mujeres españolas, puedan caminar seguras por la calle", ha afirmado.