Actualizado 17/10/2012 21:19 CET

La Policía busca a dos presuntos asesinos ingleses que podrían residir en la zona de Calahonda (Granada)

Buscan a dos presuntos asesinos ingleses que podrían residir en Calahonda
MINISTERIO DEL INTERIOR

MADRID/GRANADA, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

Las Fuerzas de Seguridad de España y Reino Unido y la organización británica Crimestoppers han solicitado este miércoles la colaboración ciudadana para detener a los presuntos autores de dos asesinatos en 2007 y 2010 en Escocia que podían residir en la costa de Granada, en la zona de Calahonda.

Se trata de Derek McGraw Ferguson, de 48 años, y William Paterson, de 33 años, por su supuesta relación con dos asesinatos. El primero está supuestamente implicado en el asesinato de Thomas Cameron, cometido el 28 de junio de 2007 en un local de Bishopbriggs, cerca de Glasgow (Escocia). Al segundo se le busca por el tiroteo y asesinato de Kevin Carroll, que recibió varios disparos en enero de 2010 en el aparcamiento de un supermercado en Robroyston, también en Glasgow, según informa en una nota el Ministerio del Interior.

Fuentes del Departamento de Interior han explicado a Europa Press que los investigadores sospechan que ambos pueden residir en la costa granadina, en la zona de Calahonda, a tenor de la existencia de diversas colonias británicas donde podrían pasar desapercibidos o recibir algún tipo de apoyo de conocidos.

Por ello, la llamada de colaboración ciudadana realizada por la Policía no va tanto dirigida a los ciudadanos españoles como a residentes británicos que puedan reconocer a estas dos personas y facilitar datos sobre su paradero, según han añadido las mismas fuentes.

Ferguson mide 158 centímetros y tiene los ojos claros, verdes o azules. En el brazo izquierdo lleva tatuados un corazón, una flecha y un puñal y le falta parte de la oreja izquierda. Las Fuerzas de Seguridad lo consideran peligroso y violento.

Paterson, apodado 'Buff' o 'Billy', mide 186 centímetros y tiene los ojos azules. También es peligroso y violento.

El comisario de la Secretaría de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior, José Antonio Togores; el jefe de la Policía de Strathclyde (Glasgow), John Cuddihy; y el representante de Crimestoppers Roger Critchell han solicitado la colaboración de los ciudadanos durante un acto en la Embajada británica en Madrid para detener a los dos sospechosos.

Desde Reino Unido, la directora para Escocia de Crimestoppers, Kate Johnston, ha pedido a la población española y la británica "cualquier información" que pueda facilitar los arrestos.

Johnston ha destacado los "éxitos" conseguidos por su organización, cuyas campañas consiguen que "cada vez más delincuentes" que han huido de Reino Unido, "sobre todo los acusados de asesinato", sean localizados, detenidos y posteriormente juzgados en su país.

ESPAÑA, "ENTORNO HOSTIL" PARA DELINCUENTES

El fundador y presidente de Crimestoppers, Lord Ashcroft, ha señalado que la labor que se ha ido realizando en España a lo largo de los años ha convertido este país en "un entorno hostil en el que estos delincuentes, en ocasiones muy peligrosos, ya no pueden esconderse".

Crimestoppers es una organización independiente sin ánimo de lucro que permite a los ciudadanos ofrecer información sobre delitos y delincuentes de forma anónima.

Desde España se pueden hacer llamadas gratuitas, que son desviadas a Reino Unido, a través del número de teléfono 900 555 111. También se puede facilitar información llamando a Crimestoppers en Reino Unido (0800 555 111) o a través de su página web (www.crimestoppers-uk.org).

La última campaña de Crimestoppers, realizada conjuntamente con el Ministerio de Interior de España el pasado mes de julio, llevó al arresto del fugitivo Anxiang Du, buscado en Reino Unido por ser el sospechoso del asesinato de una familia.