Actualizado 22/08/2017 17:46 CET

¿Cuántos turistas llegan (realmente) a Barcelona y cómo pueden afectar los atentados?

Turistas en Barcelona
DAVID RAMOS/GETTY

MADRID, 21 Ago. (EPTURISMO) -

Los atentados en Barcelona y en Cambrils (Tarragona) han puesto el foco en el sector turístico, golpeado por los atentados yihadistas, en una de las ciudades europeas más visitadas, como es la Ciudad Condal, y en el corazón de la ciudad, La Rambla, una de las zonas emblemáticas por la que más turistas transitan.

El Ayuntamiento habla de "cancelaciones menores" pero considera que es demasiado pronto para sacar conclusiones y analizar los efectos inmediatos de estos atentados.

Hay que tener en cuenta que Cataluña es el destino que mayor número de turistas internacionales recibe en toda España y existen lamentablemente precedentes en Europa en los dos últimos años que reflejan un impacto negativo inmediato, aunque parece haberse aminorado con el paso de los meses.

Nada más producirse, los atentados perpetrados en Barcelona y Cambrils castigaron especialmente a los valores relacionados con el turismo, sobre todo a hoteleras y aerolíneas europeas, con caídas similares a las de los días siguientes a los atentados en Bruselas de marzo de 2016 o en París, mucho antes, aunque los analistas esperaban una reacción incluso peor.

Si echamos manos de la historia, ni el turismo, ni la actividad económica y mucho menos, los mercados han visto como su desarrollo normal se veía afectado. Habrá que ver si este nuevo golpe al turismo, en un sector con síntomas de masificación, tiene recorrido.

¿CUÁNTOS TURISTAS RECIBE BARCELONA?

Hay que tener en cuenta que las cifras difieren si se contabilizan 'pernoctaciones' o entradas de 'turistas'. La cercanía de Barcelona a otras ciudades europeas hace que viajeros que visitan la ciudad lo hagan en escala. También hay que considerar que Barcelona es el primer puerto en llegadas de cruceristas.

Las estadísticas de Turisme de Barcelona muestran que en 2016, los hoteles, hostales y apartamentos turísticos de la Ciudad Condal registraron cerca de 9,86 millones de turistas. Esta cifra aumenta a los 12,6 millones de turistas si se tiene en cuenta los viajeros cuyo destino era alguna localidad de la provincia.

Además, solo en Barcelona la plataforma de alojamientos Airbnb ha registrado alrededor de 11 millones de turistas en alojamientos, cifra que en la provincia se eleva por encima de los 12 millones.

En cuanto a las pernoctaciones, Turisme de Barcelona recoge datos de hoteles, hostales, apartamentos turísticos y viviendas de uso turístico que, en total, suman 31,9 millones de pernoctaciones en 2016.

¿CÓMO HAN AFECTADO LOS ATENTADOS TERRORISTAS A OTRAS CIUDADES EUROPEAS?

Ciudades como o París o Bélgica, que también han sufrido atentados yihadistas en los últimos dos años, han visto reducidos sus ingresos por turismo a raíz de estos ataques, aunque comienzan a recuperarse.

En el caso de París, ciudad de la que se disponen un mayor número de cifras, la mayor caída se produjo entre 2015 y 2016: En el primer trimestre de 2015, el número de turistas registrados en hoteles fueron 4,8 millones; contrasta con la cifra de 3,1 millones de turistas que llegaron a París en el primer trimestre de 2016.

No obstante, en el primer trimestre de 2017, el turismo volvió a recuperarse y se registraron cerca de 3,5 millones de turistas en la ciudad de París.

Algo similar ha ocurrido en Bruselas (Bélgica), que hasta abril de 2017 registró cinco meses consecutivos de crecimiento en la ocupación hotelera tras doce meses de disminución de la misma, según datos de STR.

Esta recuperación se inició en noviembre de 2016, con un aumento de 10,2% en la ocupación en comparación con el mismo mes del año anterior, marcado por los atentados terroristas en París y el bloqueo de viajes resultante en Bruselas, y antes de los atentados en el aeropuerto de Zaventem y la estación de metro de Malbeek.

Precisamente en enero y febrero de 2016 ya se observaron señales de que el mercado estaba recuperando la estabilidad, con un crecimiento de la tasa media diaria en los dos meses. Sin embargo, los ataques del 22 de marzo de 2016 dieron como resultado ocho meses más con caídas de dos dígitos.

Por el momento, no hay datos oficiales ni para Bruselas, ni para Londres ni para Berlín que permitan contabilizar el impacto de los ataques que se produjeron en 2016 en estas ciudades europeas.