Actualizado 26/06/2018 13:32 CET

Taller de coctelería sin alcohol y un Escape Wine en Bodegas Emina

Taller de coctelería
BODEGAS EMINA

Taller de coctelería con vino sin alcohol y un Escape Wine

MADRID, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

Las Bodegas Emina Ribera suman dos actividades de enoturismo a su oferta: un taller de coctelería y un 'Escape Wine', unas propuestas a través de las cuales el visitante podrá descubrir el mundo del vino de una forma distinta y acercase a las nuevas tendencias enoturísticas que están cambiando la tradicional cultura vinícola.

La bodega fue construida en 2005 en la población vallisoletana de Valbuena del Duero, concretamente en la zona de la Milla de Oro de la Ribera del Duero. Actualmente es la sede de Bodegas Familiares Matarromera.

La primera de las nuevas propuestas es un 'Emina Escape Wine' dedicado al vino y dirigido a un público familiar. Los participantes conocerán, de una forma amena y atractiva, todos los secretos de la bodega vallisoletana, incluyendo el Jardín de Variedades y el Museo del Vino Emina, con una cata de los vinos Emina Rosado, Emina Pasión y Emina Crianza. Este juego se realizará el primer sábado de cada mes, a las 11 de la mañana, y tendrá una duración aproximada de 1 hora y 40 minutos.

La segunda actividad que se integra en la renovada oferta enoturística de Bodega Emina es un Taller de Coctelería apto para todos los públicos ya que su ingrediente principal es el vino sin alcohol. Con Win el visitante puede disfrutar del mejor vino sin alcohol y, a través del taller, aprender a combinarlo para elaborar los mejores cócteles de cara al verano.

La visita incluye la cata de tres vinos sin alcohol Win y la elaboración de cócteles a partir de ellos. Además, el visitante recibirá una guía explicativa sobre los detalles de cómo preparar en casa los cocteles que se muestran en el taller, entre los que se encuentran los cocteles Win Mojito, Pisco Sour o Coctel de Verano La Espadaña.

Además de estas incorporaciones, en el catálogo enoturístico de la Bodega Emina Ribera los visitantes pueden encontrar el Museo del Vino y el Jardín de Variedades, este último situado en el exterior de la bodega, donde pueden conocer de primera mano distintas variedades de uvas nacionales e internacionales.

La visita al Museo del Vino está adaptada a todos los públicos, incluidos los más pequeños, además de contar con todas las facilidades de accesibilidad para los diferentes colectivos de personas con discapacidad.