Planes en bodegas para recorrer España entre viñedos en el 'Día Mundial del Enoturismo'

Viñedos otoñales
Viñedos otoñales - UNSPLASH
Actualizado: viernes, 10 noviembre 2023 11:03

MADRID, 10 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un año más llega el 'Día Mundial del Enoturismo', que se celebra el segundo domingo de noviembre, este próximo día 12, y ofrece una oportunidad inmejorable para disfrutar de los paisajes de viñedos que por estas fechas presentan las zonas de producción vitivinícolas en España, con un tiempo ya entre otoño e invierno, que aún permite acercarse a sus bodegas para combinar la cultura del vino y la gastronomía.

Y es que en España si de algo se puede presumir es de tener grandes zonas vitivinícolas para aunar estos dos grandes planes, desde La Rioja, Toro y Ribera del Duero, Castilla-La Mancha o yendo más al sur el Marco de Jerez, entre otros.

En Castilla y León un lugar muy especial es la bodega Monte la Reina, dominada por el Castillo Monte la Reina.

Ubicada a apenas diez kilómetros del municipio zamorano de Toro y en la finca agrícola más grande de toda la región, Monte la Reina es un referente de la D.O.Toro.

Carolina Inaraja y el enólogo José Nuño están al frente de este proyecto, con la uva tinta de toro y verdejo como grandes protagonistas, y donde cuentan con varias propuestas de enoturismo para conocer un poco más sus vinos.

En La Rioja, Bodega Solar de Samaniego también ofrece una opción perfecta en la que disfrutar de unos días marcados por vino, gastronomía y arte.

La bodega de Laguardia, galardonada ya en 2020 como la Mejor Experiencia Enoturística de las Rutas del Vino de España, ofrece una atracción turística completa, donde maridar la intervención artística del muralista australiano Guido van Helten y sus lienzos en los depósitos de hormigón en desuso de la bodega con una cata de vinos y sus propuestas gastronómicas.

También se puede disfrutar de rincones únicos como su biblioteca de la sala de barricas.

Una experiencia diferente de enoturismo en Rioja es contemplarlos desde las alturas, una propuesta de Bodegas Muga, que propone ver el mar de viñedos riojanos desde un globo.

Tras el vuelo se puede degustar un almuerzo tradicional de la zona.

También se puede disfrutar de la naturaleza de forma sostenible y moderna, recorriendo sus viñas con un 'segway' y realizar un picnic en uno de sus viñedos más especiales.

En Castilla-La Mancha una opción es pasear por viñedos situados a 1.000 metros de altura, una posibilidad que ofrece la Bodega Finca Río Negro, que está ubicada en Cogolludo (Guadalajara).

En sus amplias instalaciones, donde se pueden ver corzos y ciervos, enseñarán el buen hacer de sus vinos, pasear por sus viñas y disfrutar de una cata acompañada de un aperitivo y probar el mosto.

ARTE Y ARQUITECTURA ENTRE BARRICAS

También para esos 'wine lover' apasionados por el arte, nada mejor que maridar ambas pasiones en su visita a dos bodegas.

Disfrutar de un palo cortado o un amontillado en Jerez de la Frontera mientras se contempla un Goya es posible en Bodegas Tradición, que cuenta con una cuidada colección de pintura española de los siglos XIV a XIX.

La bodega jerezana muestra a sus visitantes cómo es el proceso de crianza y envejecimiento de sus vinos y soleras, además de su colección de arte.

Mientras que para los que prefieran el arte moderno, lo mejor es acercarse a Bodega Otazu, que ofrece una experiencia artística y enológica a través de un recorrido donde el arte contemporáneo con obras de Manolo Valdés, Antoni Tapies o Ai Weiwei, entre otros, se conjuga con la cultura enológica, la naturaleza y el patrimonio histórico.

Para los amantes de la arquitectura, el plan puede ser visitar Marqués de Riscal en Elciego, cuya bodega es obra de Frank Gehry, arquitecto del Guggenheim de Bilbao, que destaca ya desde la lejanía por sus cascadas de titanio en tonalidades rojizas que recuerdan al vino tinto y que se enmarcan en esta época entre viñedos rojizos.

También muy cerca, en Laguardia, está Ysios, cuya estructura es obra del prestigioso arquitecto español Santiago Calatrava.

Una bodega que se integra completamente en el paisaje de la Sierra de Cantabria, gracias a la volumetría de su tejado.

Mientras que en Ribera de Duero es el momento de sorprenderse con la obra de Norman Foster en Portia en la localidad burgalesa de Gumiel de Izán con forma de estrella de tres puntas, donde cada brazo corresponde a las zonas de elaboración, fermentación y crianza, en la que el acero, la madera, el hormigón y el vidrio se fusionan con el paisaje.

BODEGAS CATEDRALES

En un día como éste no puede faltar la visita a las bodegas 'catedrales' del Marco de Jerez, que esconden mucha historia entre sus muros y paredes.

Los 'sherry lovers' podrán perderse entre sus soleras, mientras disfrutan de los altos arcos que sustentan estas espectaculares bodegas.

En Jerez, un icono es González Byass con su bodega de Tío Pepe, donde trasladarse al pasado paseando por su calle de los Ciegos, una de las más bellas de España, y disfrutar de sus finos y brandis.

Además para hacer más completa la experiencia, nada mejor que alojarse en el Hotel Bodega Tío Pepe, el primer 'sherry' hotel del mundo con vistas a la catedral y en el que vivir la cultura del vino y el brandy y que acaba de ser elegido como el 'Mejor Hotel Enoturístico' de 2023 en los International Wine Challenge Industry Awards.

Osborne, ubicada en el Puerto de Santa María, propone conocer los orígenes de esta icónica marca, el proceso de envejecimiento del vino y el Brandy de Jerez, así como el recorrido histórico de su icónico Toro.

Todo ello con la degustación de sus vinos generosos en un ambiente extraordinario.

Para cerrar este triángulo en Barbadillo, ubicado en Sanlúcar de Barrameda, donde proponen descubrir sus dos siglos de historia, desde que en 1821 la Barbadillo embotellara su manzanilla por primera vez, con un recorrido por su museo y bodegas en los que contar los secretos que guardan sus botas.