Un total de 16 personas han sido atendidas por ahogamiento en lo que va de verano y nueve de ellas han fallecido

Abierta al baño la playa del Campello
AYUNTAMIENTO DE EL CAMPELLO - Archivo
Publicado 08/07/2018 14:04:36CET

VALÈNCIA, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un total de 16 personas han sido atendidas por ahogamiento desde el comienzo de la temporada de verano, 1 de junio, y hasta el 6 de julio en playas, embalses y piscinas de la Comunitat Valenciana, de las que nueve han fallecido y siete han resultado heridas de diversa consideración.

Estos son los datos que ha proporcionado la conselleria de Sanidad mediante un comunicado este domingo, con el que ha recomendado "extremar la precaución para poder disfrutar del baño". El verano pasado, también desde el 1 de junio y hasta el 30 de agosto, se atendió en la Comunitat a un total de cien personas, de las cuales 40 fallecieron y 60 tuvieron que ser trasladadas a un centro sanitario.

La Conselleria, a través del Servicio de Emergencias Sanitarias (SES), ha recomendado extremar la precaución para poder disfrutar del baño y de los deportes acuáticos durante este verano y evitar así posibles ahogamientos, con acciones entre las que destaca la elección de lugares seguros y vigilados para el baño, no meterse al agua si se ha consumido alcohol, y respetar las banderas.

Además de estos consejos, el director del SES, Pere Herrera, ha indicado que hay que evitar bañarse inmediatamente después de las comidas. "La digestión puede influir en que exista mayor facilidad para sufrir mareos o pérdidas de conciencia, como consecuencia del propio proceso, lo que puede derivar en ahogamiento", ha advertido.

El doctor Herrera explica que también es importante evitar el baño en solitario, puesto que, "en caso de presentarse un problema de salud, el tiempo de demora en alertar a los servicios de emergencias puede ser crucial". "Asimismo, se aconseja que la actividad física durante el baño se adapte a la propia condición física y a la edad, con el fin de evitar sobreesfuerzos, fundamentalmente en adultos de edad avanzada", añade.

Uno de los colectivos más vulnerables de sufrir ahogamientos son los niños y niñas. A este respecto, el doctor Herrera insiste en que "hay que tener especial cuidado con ellos, especialmente en las piscinas". "Nunca -ha alertado- se debe dejar solos o sin vigilancia de un adulto".