Las opciones del Gobierno británico para convencer al Parlamento del 'Brexit'

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Las opciones del Gobierno británico para convencer al Parlamento del 'Brexit'

Palacio de Westminster
REUTERS
Publicado 03/11/2016 18:48:16CET

LONDRES, 3 Nov. (Reuters/EP) -

El Tribunal Superior de Londres ha dictaminado que el Gobierno de Reino Unido no podrá iniciar el proceso de ruptura con la Unión Europea sin el consentimiento del Parlamento, un fallo que deja al Gabinete de Theresa May con pocas opciones para acelerar un divorcio traumático.

El número diez de Downing Street defendía que era el Gobierno quien debía invocar el artículo 50 del Tratado de la UE (TUE), con lo que se iniciará un proceso de negociaciones de un máximo de dos años para que Londres y Bruselas regulen la salida.

Pero la resolución judicial ha determinado que este poder está en el Parlamento, por lo que el Gobierno ahora tendrá que buscar la forma de convencer a los 650 miembros de la Cámara de los Comunes y a los 788 lores de cumplir con el mandato emanado de las urnas el 23 de junio.

May y los suyos tienen básicamente dos opciones: impulsar una votación simple en la Cámara de los Comunes sobre si seguir adelante con el 'Brexit' o arriesgarse a que el Parlamento legisle sobre la retirada de Reino Unido de la UE.

La moción sustantiva --una propuesta que se debate y se vota sin más dilaciones-- sería la opción idónea para el Gobierno porque podría completarse a principio de año, lo que permitiría a May invocar el artículo 50 del TUE para el primer trimestre de 2017, como pretende.

El proyecto de ley es una alternativa más arriesgada. David Pannick, abogado parlamentario, ha explicado que legislar implicaría presentar un borrador expuesto a un sinfín de enmiendas e incluso al 'ping pong' entre ambas cámaras.

Los diputados británicos difícilmente intentarán impedir el 'Brexit' --a pesar de que la corriente de opinión ha cambiado desde el referéndum-- pero quienes abogan por una ruptura suave tratarán de conseguir un asiento al Parlamento en la mesa de negociaciones con la UE.

El desafío sería mayor en la Cámara de los Lores, donde el Partido Conservador está en minoría. Aunque, en el caso de que los lores decidan bloquear el 'Brexit', el Gobierno podría saltarse su veto, algo que solo puede hacer una vez por curso parlamentario.

Este último escenario haría imposible el calendario del Gobierno porque el nuevo curso parlamentario empieza en torno a mayo o junio, lo cual retrasaría la invocación del artículo 50 al menos hasta la segunda mitad de 2017.

No obstante, el camino podría ser mucho más sencillo. La ley elaborada en 1972 para consagrar la incorporación de Reino Unido a la organización regional solo tuvo 40 días de trámite parlamentario, de acuerdo con el Instituto del Gobierno.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies