Los retrasos en los vuelos se duplican en lo que va de año, según IATA

Aeropuerto de Málaga
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 22/07/2018 12:29:34CET

GÉNOVA (ITALIA), 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) ha pedido a los gobiernos y los proveedores de servicios de navegación aérea de Europa que aborden los "cuellos de botella" existentes, ya que en lo que va de año los retrasos en la gestión del tráfico aéreo se han más que duplicado en comparación con 2017.

"Con la inversión correcta y la planificación por parte de los gobiernos y los proveedores podemos, y debemos, mejorar el próximo año", ha manifestado el director general de IATA, Alexandre de Juniac.

Los datos de Eurocontrol muestran que en la primera mitad de 2018 los retrasos en la gestión del tráfico aéreo se duplicaron a 47.000 minutos al día, un 133% más que el mismo periodo del año pasado. La mayoría de estos retrasos han sido causados por la escasez de personal y de capacidad, así como por causas climáticas o huelgas.

Los proveedores de servicios de navegación aérea (ANSP, por sus siglas en inglés), aumentan sus ingresos con el incremento de vuelos y rutas que se están instaurando en Europa, sin embargo, IATA destaca que no han realizado "las inversiones necesarias" en el personal o continúan usando prácticas de empleo "desactualizadas" que no cubren las "necesidades de personal", por lo que se generan los retrasos.

Por ello, IATA hace un llamamiento a la Comisión Europea, a los estados miembros y a los ANSP para que tomen medidas "urgentes", modernizando la infaestructura de cajeros automáticos Sigle European Sky, además de fomentar su investigación; renovando los métodos de trabajo desactualizados para que el personal se despliegue cuando sea necesario y, cuando esté justificado, contratar a personal adicional; dando más capacidad al European Network Manager para planificar y configurar la red y sancionando a los ANSP que no paguen por desempeño las cantidades acordadas.

"En un momento en que la competitividad de Europa necesita mejorar urgentemente, el aumento de los retrasos en los cajeros automáticos es totalmente inaceptable. Los viajeros están hartos. El cambio debe comenzar ahora", ha añadido de Juniac.