Actualizado 30/11/2009 21:12 CET

Arenas insta a trabajar "sin prisa pero sin pausa" en la fusión Unicaja-Cajasur y a dejar de lado "ambiciones políticas"

ALMERÍA, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente del PP-A, Javier Arenas, hizo esta tarde un llamamiento para que se trabaje "sin prisa pero sin pausa" en el proyecto de fusión de las entidades Unicaja y Cajasur, al tiempo que advirtió "de que no es el momento de ambiciones políticas en torno al proceso sino de acordarse de las miles de familias que se ven afectadas" y de trabajar "con seriedad".

Arenas, quien se reunió en Almería con representantes del sector hortofrutícola en la provincia, aseguró que las "cuestiones importantes" se deben resolver, a su juicio, desde el "convencimiento y no desde los ultimátum" en referencia al aviso dado el pasado por el Banco de España a Cajasur para que cierre el acuerdo de fusión en un plazo máximo de cinco días, por lo que instó a que se "siga trabajando con intensidad las 24 horas del día pero sin la amenaza de un reloj que te marca la intervención".

Al hilo de esto, auguró que la provincia de Córdoba y su capital "no podrían soportar la pérdida fulminante" de 1.000 empleos, tal y como recoge el plan de negocio elaborado por la consultora Boston Consulting Group, y afirmó que "de ahí a la tragedia económica habría un paso".

Arenas instó en esta línea a que, desde todos los agentes implicados, se tenga en cuenta que "detrás de las cajas hay miles de personas depositantes, personas que han puesto su confianza en las entidades y, sobre todo, personas que trabajan en ellas" al tiempo que reiteró, desde "la discreción y el ejemplo de responsabilidad dado por el PP en este tema", según matizó, que la actuación de la Junta de Andalucía en el proceso de fusión "ha sido manifiestamente mejorable ya que se podía haber hecho mucho mejor".

El Banco de España dio el pasado jueves un ultimátum a CajaSur para que en el plazo máximo de cinco días cierre el acuerdo de fusión con Unicaja, ya que, en caso contrario, procederá a la intervención de la entidad cordobesa.

El ente regulador indicó a la caja cordobesa que, en caso de que se acometiera la intervención, la caja cordobesa saldría a subasta en el plazo de un mes "y sin compromiso de garantizar el empleo". Asimismo, el Banco de España le manifestó a CajaSur que no permitirá que la entidad plantee otra fusión alternativa a la prevista hasta el momento entre Unicaja y CajaSur.