El Ayuntamiento de Almería aprueba su presupuesto de 2019 con PP y una edil, pero sin Cs por "pérdida de confianza"

En el centro, el alcalde de Almería en el pleno del Ayuntamiento
AYUNTAMIENTO DE ALMERÍA
Publicado 19/12/2018 11:37:23CET

ALMERÍA, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Almería ha aprobado inicialmente este miércoles en sesión plenaria extraordinaria el presupuesto para 2019 dotado con 195,9 millones de euros con los votos favorables del equipo de gobierno (PP) y de la edil no adscrita y exmiembro de Cs Mabel Hernández, toda vez que la formación naranja, que ha apoyado las cuentas en los tres últimos ejercicios, ha emitido su voto en contra.

Cs ha indicado "pérdida de confianza" hacia los populares, según ha manifestado su portavoz, Miguel Cazorla, a quien la edil de Economía y Hacienda, María Vázquez (PP), ha replicado que dicha desconfianza "a partir de ahora es mutua".

Durante el debate en la sesión plenaria, los portavoces de Cs y PP han desvelado que las negociaciones para tratar de alcanzar un acuerdo se mantuvieron hasta las 20,30 horas de este martes con la remisión de diferentes propuestas que, finalmente, no fructicaron. No obstante, el apoyo de la concejal que abandonó las filas de Cs tras varios conflictos con su grupo municipal ha posibilitado que los presupuestos salgan hacia delante y puedan entrar en fase de exposición pública antes de su aprobación definitiva.

Cazorla ha insistido en que la falta de apoyo para los presupuestos de 2019 obedece a una cuestión de "credibilidad", dado que a pesar del "empeño permanente" que ha reconocido a la concejal de Economía y Hacienda, y al alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco (PP), por tratar de cumplir los acuerdos presupuestarios, han sido "evidentes las trabas de otras áreas" así como el "ritmo cansino" y la "falta de voluntad de algunos concejales, que han ido arrastrando los pies" para no ejecutar las acciones pactadas.

Con ello, ha apuntado que el 43 por ciento de las medidas consensuadas con su formación en los tres últimos presupuestos, según sus cálculos, estén aún "en ejecución" o "pendientes" de realizarse. "Me consta que --el alcalde-- lo ha intentado, pero no lo ha conseguido. Esto es como el alumno que llora al final de suspender un examen y dice que ha estudiado mucho", ha comparado el dirigente de la formación naranja, quien ha recalcado que ya advirtió de la posibilidad de no apoyar las cuentas municipales por los "incumplimientos" pese a la existencia de superávit en los dos últimos ejercicios.

El portavoz de Cs, quien ha subrayado sus apoyos anteriores al presupuesto por "responsabilidad" hacia los almerienses y para dar "estabilidad a la ciudad", también ha reprochado en su segunda intervención que el equipo de gobierno se negara a "posponer" el pleno para continuar con las negociaciones. "Está claro que si no hubieran tenido la certeza de que el presupuesto salía adelante con nuestro voto o no, no lo habrían traído. Hay que ser honestos", ha deslizado.

El posicionamiento de Cs ante las cuentas ha llevado al portavoz de IU, Rafael Esteban, a felicitar a su dirigente. "Bienvenido a la oposición por fin, pero con cierto tufillo electoral", ha dicho el líder de IU en el Ayuntamiento, quien ha resaltado también el "peso" que la edil no adscrita ha quitado al equipo de gobierno al hacer prescindible el voto del bloque naranja para alcanzar sus objetivos.

Asimismo, la portavoz del PSOE, Adriana Valverde, ha confesado sentirse "impactada" por el cambio de postura de Cs tras haber "dejado de evidencia que realmente la política de apoyo al PP ha sido un fracaso" aunque "ha tardado en verlo".

"UN PRESUPUESTO NO SE POSPONE POR INTERESES ELECTORALES"

La portavoz y concejal de Economía y Hacienda, María Vázquez, quien había anunciado en los últimos días que las negociaciones con Cs eran favorables, ha reprochado a Cazorla su cambio de postura. "¿Ahora Almería no es importante?", le ha interpelado la edil, quien le ha espetado que el presupuesto de una ciudad no se puede posponer "por los intereses electorales de un partido", ya que el objetivo pasa por que las cuentas estén operativas a partir de enero de 2019.

Tras las referencias de Cs a los asuntos negociados con el equipo de gobierno y la inclusión de medidas concretas en los presupuestos de 2019, Vázquez le ha señalado que, con su voto en contra, dichas actuaciones "ya no son sus medidas ni son naranjas" sino que "son de este equipo de gobierno y vamos a ejecutarlas". "La pérdida de confianza a partir de ahora es mutua", ha apostillado.

Vázquez ha agradecido a la edil no adscrita su apoyo a los presupuestos, con los que se abordarán cuestiones relacionadas con los animales de compañía y el empleo, según ha interesado, mientras que al resto de formaciones, incluidas IULV-CA y PSOE que también han votado en contra, les ha dicho que son una "contradicción continua" puesto que "cuando tenemos más inversión se quejan de que hay poco gasto social y cuando tenemos más gasto social, se quejan de que hay poco de inversión".

"Son un poco veleta, según les conviene", se ha quejado Vázquez, quien ha criticado a los partidos que se centren "poco" en las partidas que aumenta y en las "propuestas" que se han efectuado, que conllevan inversiones en los barrios e incrementos presupuestarios en el ámbito social. Asimismo, ha afeado que se cuestionaran, según ha interpretado, las fuentes de financiación externas. "La base está en gestionar sin subir los impuestos. La apuesta de este equipo de gobierno es pedir financiación externa para que los almerienses no sufran una subida de impuestos", ha reiterado.

UNAS CUENTAS "INSOLIDARIAS E INEFICACES", SEGÚN EL PSOE

Para el PSOE, los presupuestos planteados son "continuistas, insolidarios e ineficaces", puesto que destinan a "inversiones reales 23 millones de euros" lo que es "1,5 millones menos" que en el ejercicio anterior al tiempo que, según han valorado, no resultan útiles a las personas que "necesitan ayuda". "Las inversiones no llegan por su pésima gestión", ha dicho Valverde, quien cree que a los miembros del equipo de gobierno "les cuesta" ejecutar las cuentas ante sus "incumplimientos".

Asimismo, ha afeado que lance como "obra estrella" la peatonalización del Paseo de Almería y sus adyacentes cuando es una actuación con la que han "estado dudando" y que merece además la apuesta por "fortalecer" el comercio de proximidad desde una "estrategia global" para "revitalizar el casco histórico" mediante "acciones trasversales". "Me pregunto que impronta va a dejar usted, si la de gestionar los proyectos del anterior alcalde o gestionar el dinero que le llega de otras administraciones", le ha espetado al primer edil la portavoz socialista.

Por su parte, el portavoz de IU ha insistido en que, según sus cálculos, los presupuestos de 2019 incrementarán la presión fiscal a los ciudadanos de 542,27 euros este año a 551,72 euros en 2019, al tiempo que las cantidades de inversión por habitante "bajan" y, en cualquier caso, quedan lejos de los núcleos periféricos, por lo que ha reclamado un plan de cara a la próxima corporación para evitar que los barrios se conviertan "en auténticos guetos".

Según ha defendido el alcalde de Almería al inicio del debate, el presupuesto cuenta con un "ambicioso carácter inversor" y nace del "diálogo con las fuerzas políticas y la participación ciudadana", de manera que a través del mismo "prima el empleo", pese a no ser una competencia municipal, según ha recalcado.

En esta línea, Vázquez ha detallado posteriormente varias líneas en favor del empleo con la creación de puestos directos mediante 80 plazas de la oferta de empleo público, el aumento de plantilla a través de las concesionarias para extender servicios durante los fines de semana o la puesta en marcha de nuevos servicios como el de la Biblioteca José María Artero, entre otros a las que ha sumado una subvención de diez millones de euros para formación para el empleo recientemente adjudicada.