9 de abril de 2020
 
Actualizado 06/06/2008 13:47:17 +00:00 CET

Junta comparte las reivindicaciones de los agricultores y confía en la rebaja permanente de los módulos fiscales en 2009

Martín Soler muestra su apoyo a agricultores, pescadores y transportistas ante la "situación real de crisis"

ALMERÍA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía, Martín Soler, aseguró hoy que el Gobierno andaluz comparte las reivindicaciones de los agricultores, que exigen una rebaja fiscal para los productores de frutas y hortalizas similar a la aprobada para otros sectores agrícolas y el ganadero, y confió en que los módulos se rebajen de forma permanente para el año próximo.

Así lo reveló Soler en rueda de prensa tras reunirse con agricultores de la organización agraria COAG que permanecen desde ayer por la tarde acampados frente a la Delegación provincial de Agricultura y Pesca en Almería para exigir la rebaja fiscal a los Gobiernos central y autonómico.

El responsable de Agricultura y Pesca del Ejecutivo andaluz afirmó que la Junta es "consciente" de la situación que atraviesa el campo andaluz ya que el incremento de los costes ha provocado una reducción de los márgenes de rentabilidad que conlleva que muchos agricultores tengan "apuros" y "problemas".

Ante esta situación, anunció una serie de contactos en los próximos días con el departamento que dirige Elena Espinosa para trasladar al Gobierno central cuál es la problemática del sector en Andalucía, así como otra reunión de la recién constituida Mesa de Fiscalidad para avanzar en la elaboración de una propuesta común al Ejecutivo central de manera que el año que viene los costes reales de la agricultura se puedan adaptar definitivamente a la rentabilidad.

No obstante reconoció que el momento actual es "delicado" ya que existe una "evidente caída" de la economía, con dificultades para recaudar impuestos, y son varios los sectores --agricultores, transportistas y pescadores-- que están pidiendo ayuda al Gobierno simultáneamente.

En este sentido, incidió en que hay razones que justifican "muchas de estas protestas" y añadió que, ante la "situación real de crisis", la Consejería irá de la mano con el sector porque sus peticiones son "bastante razonables".