Publicado 26/08/2021 17:11CET

El Pleno aprueba el último trámite antes de sacar a licitación las obras del interior de la casa consistorial de Almería

Escalita del edificio central de la casa consistorial de Almería a la espera de las obras de reforma interior.
Escalita del edificio central de la casa consistorial de Almería a la espera de las obras de reforma interior. - AYUNTAMIENTO DE ALMERÍA

ALMERÍA, 26 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Ayuntamiento de Almería ha aprobado este jueves por unanimidad de todos sus grupos la distribución presupuestaria, a lo largo de tres ejercicios, de la financiación de obras para el interior de la casa consistorial, cuya licitación se hará de forma "inminente" con el objetivo de que los trabajos puedan estar finalizados en 2023.

"Con una Junta de Andalucía del PSOE no estaríamos aquí", ha asegurado durante el debate de este punto la concejal de Urbanismo e Infraestructuras del Ayuntamiento de Almería, Ana Martínez Labella (PP), tras un debate en el que los representantes de los partidos han criticado los continuos retrasos que ha tenido este proyecto en una actuación que acumula ya 20 años desde que se inició la primera fase.

Martínez Labella ha afeado durante su intervención el "boicot" que, a su juicio, mantuvo la Junta de Andalucía al Ayuntamiento almeriense durante las anteriores etapas de gobierno, cuando "paralizó la obra durante años" ante el bloqueo de los convenios por los que, según el acuerdo inicial, ambas administraciones financiarían la actuación al 50 por ciento en distintas fases.

Así, ha recordado que fue gracias al "arrojo" del equipo de gobierno anterior y el carácter "reivindicativo" del exalcalde Luis Rogelio Rodríguez-Comendador, quien llegó a cubrir el Ayuntamiento con una lona en la que achacaba la paralización de los trabajos al Gobierno andaluz, lo que permitió "desbloquear" la actuación en la que el Consistorio "adelantó el dinero" y "asumió el timón de las obras".

Fue a partir de entonces cuando, según la edil, el Ayuntamiento se encontró con "dificultades técnicas", como la aparición de restos arqueológicos, en el marco de un proyecto del que hubo que modificar "un porcentaje importante". Posteriormente, la Administración autonómica y la Comisión Provincial de Patrimonio tuvieron que dar el visto bueno a esas modificaciones.

Con esto, ha incidido en que han sido tres los concejales de Urbanismo, incluida ella misma, los que han tratado de reiniciar las obras para adecuar el interior del edificio central del Ayuntamiento. "Con más ayuda de la Administración andaluza se habría acortado" el plazo, ha valorado Labella, quien ha reprochado a los socialistas no haber puestos la situación "un poco más fácil, también con la urbanización de la Plaza Vieja", cuya modificación aún depende de pronunciamientos judiciales en el TSJA.

Frente a esta postura, desde el PSOE han invitado a que cada participante del proyecto asuma "la parte de responsabilidad en la ejecución de estos trabajos", tanto a la hora de aportar como de retrasar la actuación, puesto que la casa consistorial es un "edificio complejo" cuya situación no tiene resolverse "ni en dos días ni a la carrera"

"¿Puede parece mucho 20 años de actuación? Depende, han cambiado circunstancias", ha reflexionado el edil socialista Eusebio Villanueva, quien pese a todo cree posiblemente se haya dado un trabajo minucioso "excesivo" y "demasiado largo" en el tiempo que "podría haberse acortado un poco más". "Siempre achacar los problemas de tiempo al contrario es una manera de no asumir los errores propios", ha dicho al respecto.

En este reparto de responsabilidades, el portavoz de Cs en el Ayuntamiento, Miguel Cazorla, ha responsabilizado de los retrasos la "pésima" gestión del PSOE en la Junta pero también al equipo de gobierno que "asumió las riendas de esta obra como propia tiempo atrás".

"No será Ciudadanos quien ponga ahora más trabas a esta obra maldita de nuestra ciudad, de modo que apoyaremos este punto, pero sí que hacemos un llamamiento para que los responsables políticos se pongan las pilas y gestionen mucho mejor nuestra ciudad al objeto de que los almerienses dejen de ser siempre los perjudicados por las malas decisiones de nuestros gobernantes", ha dicho.

Como paso previo a la licitación de las obras de adaptación y reforma interior del edificio de las Casas Consistoriales, con un gasto total máximo de 4.627.848,16 euros, IVA incluido, ha sido necesaria la aprobación, por parte del Pleno del Ayuntamiento de Almería, de la elevación de los límites cuantitativos máximos previstos en la realización del gasto plurianual para esta obra, de conformidad con lo establecido en el texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas locales.

Así, la obra se financiará de forma plurianual: 221.713,87 euros con cargo al presupuesto de la Gerencia de este año, que representa un 4,80 por ciento de su importe total; 3.793.811,12 euros con cargo al presupuesto de 2022, que representa un 81,98 por ciento del importe total, y 612.323,17 euros, cuantía que representa el 13,22 por ciento del importe total.

Esta cantidad supera el 70 por ciento de techo de gasto para el segundo año, y para que la licitación de la obra pueda hacerse por parte del órgano ejecutivo de la Gerencia, el Pleno debía dar su conformidad a este procedimiento, como así ha sucedido por unanimidad.

La propuesta de acuerdo aprobada se traslada igualmente a los presupuestos de los contratos de servicios de ejecución de obra y Coordinación de Seguridad y Salud elevando la inversión total de ejecución de este proyecto, financiada al cincuenta por ciento entre Ayuntamiento de Almería y Junta de Andalucía, a 5,3 millones de euros.

2,6 MILLONES PARA RECUPERAR EL ACUÍFERO

El Pleno ha acordado también la aprobación inicial de varias modificaciones presupuestarias por importe total de 294.884,20 euros y reconocimientos extrajudiciales de crédito, en su caso, por importe total de 2.816.796,14.

De los reconocimientos extrajudiciales, la mayor cuantía, 2.642.884,95 euros, corresponden al pago de la cuota de recuperación del acuífero de Poniente, de junio de 2019 a noviembre de 2020, importe aprobado en el seno de la Junta Central de Usuarios del Poniente Almeriense, entidad de uso público.

Para el portavoz de Cs, "con un montante similar, habría dinero de sobra para acometer la obra con la que garantizar que todo el agua de la desaladora procede directamente desde el mar".

"El Ayuntamiento de Almería ha de hacer frente a los acuerdos que en el amparo de los estatutos de esta junta se realicen. Nuestro sentido del voto ante esta cuota siempre ha sido negativo, sin embargo la Junta Central, en su conjunto, así lo aprobó y ahora tenemos que hacer frente a una cuota por extraer agua de pozos que están sobreexplotados, o lo que es lo mismo, una cuota por no extraer el agua de la desaladora sino de los pozos", ha justificado el concejal de Economía y Función Pública, Juanjo Alonso.

El edil ha aclarado que "traer estas facturas a reconocimiento extrajudicial es únicamente por la falta de partida presupuestaria. El expediente está perfectamente justificado administrativamente y desde el área de cara al futuro se creará una partida presupuestaria para evitar el reconocimiento extrajudicial", ha concluido.

Respecto a los reconocimientos extrajudiciales, el concejal de Economía ha defendido la gestión municipal "reduciendo año tras año el uso de esta figura y que representa en el presupuesto el pago de apenas el 0,4 por ciento", frente al discurso "catastrofista y alarmista, demagógica en consecuencia, que utiliza el grupo municipal socialista para criticar la gestión del equipo de gobierno".

Contador