La Junta distribuye más de 200.000 libros destinados a las bibliotecas de los centros públicos

Actualizado 07/03/2012 14:47:12 CET

SEVILLA, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Educación ha comenzado la distribución de más de 200.000 libros destinados a las bibliotecas de los centros docentes públicos de Primaria y Secundaria. Se trata de la segunda entrega de la Colección Clásicos Escolares, una edición integrada por textos clásicos en lengua castellana cuyo objetivo es fomentar el hábito lector entre el alumnado, así como llevar a las bibliotecas escolares algunos de los títulos que forman parte del acervo literario español.

La edición de los Clásicos Escolares es fruto de un convenio de colaboración suscrito entre la Consejería y la Asociación de Editores de Andalucía, que han participado conjuntamente en la selección de los títulos.

En total, según detalla la Administración educativa en su página web, se han realizado tiradas de 21.000 ejemplares para los diez títulos de Primaria y de 11.000 para los 20 de Secundaria, lo que suma 430.000 libros y otras tantas guías didácticas. El resultado es una variada selección de escritores y obras que abarcan géneros literarios de todas las épocas de la literatura española, que se acompañan de una guía con propuestas didácticas para trabajar en el aula.

En esta segunda entrega, se han editado cinco títulos para Primaria ('Novelas Ejemplares' de Miguel de Cervantes, 'Zalacaín el aventurero' de Pío Baroja, 'El mago Corifios y otros cuentos' de Elena Fortún, 'El príncipe que todo lo aprendió en los libros' de Jacinto Benavente y 'Cuentos, cuentos, cuentos' de Gloria Fuertes).

Por su parte, las diez obras seleccionadas para Secundaria son 'El abencerraje y la hermosa Jarifa', 'Guzmán de Alfarache', de Mateo Alemán; 'Novelas cortas' de Carmen de Burgos; 'Episodios nacionales' de Benito Pérez Galdós; 'Así los poetas andaluces' y 'Así hablan las poetas andaluzas', 'Poetas de los 50', 'Cuentos de niños y niñas' de Ana María Matute; 'El labrador de más aire' de Miguel Hernández y 'Los placeres prohibidos' de Luis Cernuda.