Actualizado 25/02/2015 17:15 CET

CCOO-A acusa a los gobiernos de permitir economía sumergida al considerarla "un colchón que amortigüe la conflictividad"

Carbonero conversa con Moral antes del Consejo Provincial de CCOO-Jaén.
EUROPA PRESS

Ve "lamentable" que ni "los nuevos ni los viejos" hablen en el Debate sobre el Estado de la Nación de dónde van a trabajar los parados

JAÉN, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de CCOO en Andalucía, Francisco Carbonero, ha acusado a los "diferentes gobiernos" de permitir la economía sumergida "porque creen que lo mejor que les puede pasar" es contar con "un colchón que amortigüe la conflictividad social con cuatro chapuzas y fatigas" de mucha gente, "perdiendo hasta la dignidad".

Así lo ha afirmado este miércoles a los periodistas en Jaén antes de participar en el Consejo Provincial sindicato junto a su homólogo, José Moral. En él, según ha señalado, se ha apostado la extensión de Comisiones como "elemento fundamental" de representación para negociar con empresarios y gobiernos "para un reparto de la riqueza más equitativa", en el ámbito de la empresa disputando parte de la plusvalía", y en la sociedad, a través de políticas públicas.

Junto a ello, han analizado dos cuestiones "imprescindibles y de urgencia" en un año marcado por los procesos electorales" empezando por "cómo reorientar el modelo productivo". Ha puesto como ejemplo la provincia jiennense y ha apuntado que no puede depender únicamente de un monocultivo como el olivar porque lleva "a la desesperanza" y "al 'tran tran' de la pobreza" pensado en un "maná" que no va a venir "a no ser con actuaciones de la política.

En segundo lugar, ha aludido a la economía sumergida como "un escándalo absoluto permitido por los diferentes gobiernos". "No están en disposición de combatir la economía sumergida porque creen que lo mejor que les puede pasar a ellos, a los gobiernan, es que haya un colchón que amortigüe la conflictividad social con cuatro chapuzas y cuatro fatigas y malos ratos de mucha gente perdiendo hasta la dignidad", ha criticado.

Se ha detenido en el campo andaluz hablando de "un fraude generalizado en las jornadas", de modo que "la agonía que la gente tiene por no saber si podrá tener prestación social hace que muchos sinvergüenzas de empresarios" se aprovechen contratando intermediarios y "pidiendo entre diez y 20 euros para que le firmen el jornal", algo que es "vox pópuli' en mucho sitios" de la comunidad.

"Es lo mismo: la pasividad para que ese colchón de la economía sumergida aguante el peso de la presión de las necesidades y fatigas de la gente", ha lamentado no sin subrayar que la agricultura andaluza requiere una "gran reconversión" para "remover estructuras arcaicas". Ha criticado, no obstante, que "no se quiere abordar porque hay que pisar callos" y no precisamente a los jornaleros, sino "a los que reciben millones públicos del PAC y no tienen compromiso social" con la región.

Nada de eso, a juicio de Carbonero, se ha visto en el Debate sobre el Estado de la Nación, sobre el que ha considerado "lamentable que los nuevos ni los viejos ni los que estaban ni los que pueden llegar hablen de dónde van a trabajar" los casi seis millones de personas que siguen paradas. Así, se ha preguntado si alguien puede hablar de alguna medida concreta en este sentido.

Por ello, frente a las actuaciones para captar la "atención" y "titulares de prensa" con un "rifirrafe permanente", Carbonero ha hecho un llamamiento para que se centren en esos dos asuntos primordiales, "en los problemas reales de la gente", que "hoy por hoy es el empleo", sus condiciones y su calidad.

NEGOCIACIÓN COLECTIVA

En el Consejo provincial, de otro lado, se ha analizado la negociación colectiva y dentro de ella dos puntos fundamentales: la ultractividad para "taponar los efectos nocivos" de la reforma laboral con descuelgues de empresas de los convenios y pérdida de derechos una vez caduquen, y la recuperación salarial.

Sobre ésta última, ha recalcado que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, "no puede estar diciendo los magníficos que son los resultados de este país y pensar que no pueden recuperar ni salarios ni derechos perdidos desde lo publico a privado" y ello ante la importante aportación de los trabajadores "para salvar al país". Ha avanzado que "si no hay una voluntad de los empresarios para los acuerdos de negociación colectiva", plantearán "en muy próxima fechas" a UGT "movilizaciones contundentes", en las que ha descartado una huelga general, en defensa de la recuperación de derechos y salarios.

El secretario general de CCOO en Andalucía ha incidido, además, en que "no va a haber salida de la crisis sin una mejora de la demanda interna" y ésta se logra "mejorando los ingresos de los trabajadores".

DESIGUALDAD

Por último, Carbonero ha señalado que con motivo del 8 de marzo el sindicato convocará con movimientos feministas y otras organizaciones manifestaciones en un día de reivindicación a gobiernos y empresarios "porque las mujeres son las grandísimas damnificadas de la crisis".

"El probema de la brecha salarial no es un problema de la negociación colectiva ni de a negociación de los sindicatos; es la acumulación de discrimaciones que hacen que para la mujer los empleos y condiciones sean mucho peores que las de los hombres", ha concluido.